Navidad 2016

4 consejos para tonificar y reafirmar los senos caídos

4 consejos para tonificar y reafirmar los senos caídos

Aprende a tonificar y darle forma a tu pecho si sufres de senos caídos. Te ayudamos con estos consejos tan fáciles de poner en marcha.

por en Belleza de Mujer, Remedios naturales de belleza
Última actualización:
    4 consejos para tonificar y reafirmar los senos caídos

    La edad, la genética y de vez en cuando la suerte nos pueden jugar malas pasadas en lo que se refiere a la anatomía de los pechos. La flacidez de mama es un proceso natural que sucede en aquel momento en el que los pechos pierden su elasticidad y flexibilidad. Aunque normalmente no suele suceder antes de los 40, pueden darse casos donde se aprecie una caída de senos más prematura. La pérdida de peso, una mala alimentación y el uso de un sostén mal ajustado son factores que pueden contribuir a esta caída.

    Al no haber músculo en esta zona del cuerpo los senos necesitan una atención adecuada para poder mantenerlos en buena forma. Son varias las recomendaciones para evitar la flacidez y recuperar la firmeza y así poder lucir unos pechos más bonitos. Aquí te presentamos 4 consejos para conseguir un busto firme:

    Reafirmar los senos a través del deporte es una solución bastante eficaz. La natación es un gran ejercicio con el que poder reafirmar el pecho gracias a todo el esfuerzo que se realiza con esa parte del cuerpo. Realizar ejercicios con mancuernas de poco peso mientras subes y bajas los brazos lateralmente en un cuadro de varias repeticiones durante 15 minutos te ayudará a tonificar los senos. Además, las flexiones, que focalizan el ejercicio en el área pectoral, pueden mejorar visiblemente su tonificación.

    El cuidado y la hidratación de la piel es más que necesaria en esta parte del cuerpo. La pérdida de colágeno y elastina son una de las principales causas por la que los senos dejan de tener esa firmeza inicial. Una buena opción de hidratación en este área es la aplicación de aceite de oliva. Se trata de una fuente rica en antioxidantes y ácidos grasos con un gran potencial para revertir el daño causado por los radicales libres (aceleran el envejecimiento de la piel) y así prevenir los senos caídos. Para ello aplícate aceite en las manos y masajea los pechos en movimientos ascendentes durante 15 minutos para favorecer el flujo de la sangre. Repite este truco en 4 o 5 ocasiones a la semana. Notarás la diferencia.

    Los masajes de contrastes de temperatura como el frío son uno de los reafirmantes naturales más efectivos sobre la piel. Para ello has de envolver un par de hielos sobre un plástico, seguido de una toalla o un trapo más finito, que no aisle del todo el frío. Una vez preparado, comienza a aplicarlo realizando movimientos circulares sobre los senos, sin tocar el pezón.

    Efectúa movimientos ascendentes de dentro hacia fuera durante un máximo de un minuto. Si mantienes el hielo durante más tiempo en la piel puede acabar causándote hormigueo. Realízalo de manera intermitente durante un tiempo prolongado, secando tus pechos después de cada aplicación y poniéndote de inmediato un sujetador que llenes adecuadamente. Permanece en una posición reclinada durante 30 minutos. Deberás ser muy constante con este ejercicio puesto que los resultados comenzarán a ser visibles a largo plazo.

    Prepara una mascarilla con clara de huevo, una cucharada de yogur natural y miel. Aplícalo sobre tus pechos para luego dejarlo actuar durante un tiempo estimado de unos 20 minutos. Al finalizar, enjuágalos con agua fría. La eficacia de la clara de huevo en este truco es asombrosa. Se trata de un alimento clave gracias a sus propiedades astringentes y nutritivas. Los lípidos presentes en la clara de huevo ayudan además a tersar la piel floja alrededor de tus pechos. Realízalo una o dos veces por semana.

    Aparte de esto, controlar la alimentación, así como nuestro peso es tarea imprescindible para mantener el busto bien firme. Al carecer de musculatura propia, los senos tienen que mantenerse erguidos por la acción conjunta de los pectorales y los músculos del abdomen. Es en el momento en el que hay exceso de grasa en estas zonas cuando los pechos tienden a caerse y estar más flácidos. Si quieres prevenir o curar, nunca es tarde. Aprovecha estos remedios naturales y luce unos pechos sin flacidez.

    Además te puede interesar: Crema reafirmantes de senos: las más efectivas [FOTOS] y La tendencia Braless o cómo ir sin sujetador por la vida sin que se vea mal

    847

    ESCRITO POR PUBLICADO EN Belleza de MujerRemedios naturales de belleza

    Navidad 2016

     
     
     
     
     
     
     
    Más populares