Cirugía plástica por edades: Hasta qué edad puede hacerse

¿Eres demasiado mayor para someterte a la cirugía plástica? Te lo contamos con todo lujo de detalles y te mostramos hasta qué edad puede hacerse.

por , il

    Cirugía plástica por edades: Hasta qué edad puede hacerse

    La cirugía plástica siempre ha sido la solución de emergencia para deshacernos de los signos de la edad pero, ¿de verdad puede hacerse siempre? Te contamos todo sobre la cirugía plástica por edades y te indicamos hasta qué edad puede hacerse.

    ¿Hasta qué edad puede hacerse la cirugía plástica?

    Los signos de la edad pueden comenzar a surgir a una edad temprana, pero lo normal es que se den una vez se haya alcanzado la madurez. Esto es consecuencia directa del aumento de la esperanza de vida, ya que la tercera edad se ha convertido en una nueva etapa para disfrutar de todo aquello que no se ha podido durante la etapa adulta. Por ello, surgen nuevas necesidades como la de estar a gusto con nuestro propio físico independientemente de la edad que tengamos.

    Con lo anteriormente mencionado no es de extrañar que el número de peticiones para realizar la cirugía plástica se incremente exponencialmente a partir de los 50 años. Pero, ¿realmente es seguro someterse a una intervención quirúrgica a cualquier edad?

    Dos estudios publicados por Cleveland Clinic evaluaron el riesgo quirúrgico que presentaban algunos procedimientos en edades avanzadas y lo compararon con el que presentaban los más jóvenes. En concreto, se analizaron el lifting facial y la abdominoplastia.

    Los resultados apuntaron directamente a una única afirmación pronunciada por el Dr. Zins: “la edad fisiológica es más importante que la edad cronológica a la hora de someterse a una intervención de cirugía plástica”. O dicho con otras palabras, no es tan importante la edad de una persona como el estado de salud en el que se encuentre. Puede darse el caso de que una persona de 65 años goce de una mejor salud que un joven de 18, por lo que los riesgos van unidos directamente con el estado actual de dicha persona.

    El problema, evidentemente, es que con el paso de los años van surgiendo ciertas enfermedades asociadas a la edad, como pueden ser problemas cardiovasculares. Esto puede aumentar los riesgos a los que nos sometemos al entrar en quirófano, pero lo cierto es que únicamente podrá determinarlo el doctor en análisis y revisiones previas.

    En definitiva, la edad no es algo que determine por sí misma la posibilidad o imposibilidad de someternos a una operación de cirugía estética, sino que son las enfermedades relativas a la misma las cuales van a suponernos una barrera. No obstante, es imprescindible recordar que toda cirugía implica ciertos riesgos, por lo que te animamos a que únicamente te lances si crees que el problema en cuestión te impide llevar a cabo una vida normal.