Navidad 2016

Exfoliante casero de azúcar y té verde: Cómo hacerlo paso a paso

Exfoliante casero de azúcar y té verde: Cómo hacerlo paso a paso

Consigue una piel de muñeca utilizando ingredientes totalmente naturales con este exfoliante casero de azúcar y té verde. ¡No te arrepentirás!

por en Belleza de Mujer, Remedios naturales de belleza
Última actualización:
    Exfoliante casero de azúcar y té verde: Cómo hacerlo paso a paso

    Exfoliar la cara es sinónimo de belleza. La contaminación de las ciudades y la propia grasa generada por nuestro organismo hacen que se acumule una cantidad de suciedad que debemos eliminar para mantener una piel sana. En el mercado podemos encontrar muchos productos que nos van a ser muy útiles, pero si eres como nosotras y prefieres hacerlo tú misma en casa con productos naturales, también tienes mucho donde elegir. Hoy nos centramos en enseñarte cómo hacer paso a paso un exfoliante casero de azúcar y té verde para dejar la piel tan radiante como la de una muñeca y darle vitalidad.

    • 1 ½ taza de azúcar blanco
    • 1 taza de aceite de coco
    • Té verde en bolsas o a granel

    Para elaborar este exfoliante casero vas a necesitar hacerte con una cierta cantidad de té verde. La parte positiva es que nos va a ser útil tanto el que puedes conseguir a granel en hierba o polvo como las cajas de infusiones, de las que podrás sacar el contenido de las bolsitas. En cualquier caso, debe ser la cantidad suficiente como para llenar cuatro cucharadas soperas, es decir, unas cuatro bolsitas de infusión. No obstante, y en caso de tener la oportunidad, lo ideal es utilizar el contenido de dos bolsitas de infusión y dos cucharadas de té verde en polvo.

    Echa el té verde en un recipiente, añade el azúcar y remueve todo muy bien. Cuando esté bien mezclado ve agregando poco a poco el aceite de coco sin dejar de remover.

    Para que no se te deslice el recipiente vas a necesitar que alguien te lo sostenga o utilizar uno de cristal que pese lo suficiente. Ve agregando hasta que compruebes que la mezcla tiene la misma consistencia que otros exfoliantes, es decir, que obtenga una textura densa y lo menos aguada posible. Por último, introdúcelo en un recipiente de vidrio o hermético y guárdalo en el refrigerador para que te dure mucho más tiempo.

    ¿Qué te ha parecido este exfoliante casero? Te recomendamos otras recetas caseras, como las mascarillas exfoliantes para pieles sensibles, las mascarillas de azúcar moreno o los 10 exfoliantes caseros más efectivos.

    494

    ESCRITO POR PUBLICADO EN Belleza de MujerRemedios naturales de belleza

    Navidad 2016

     
     
     
     
     
     
     
    Más populares