Layering: Usar varias capas de serum ahora es tendencia

Layering: Usar varias capas de serum ahora es tendencia

Fabrica tu propio elixir de la eterna juventud uniéndote al Layering, la técnica que utiliza varias capas de serum para combatir el envejecimiento.

por en Belleza de Mujer, Tendencias de Belleza
Última actualización:
    Layering: Usar varias capas de serum ahora es tendencia

    La juventud es uno de los períodos de la vida más codiciados por toda la humanidad, y es que a todas nos encantaría tener para siempre la energía y vitalidad que derrocha. Es cierto que el tiempo no pasa en vano, pero gracias a los adelantos en cosmética podemos lucir una piel radiante de juventud durante mucho más tiempo. Esto es precisamente lo que persigue la nueva técnica asiática que se ha convertido en tendencia: el Layering. Te mostramos cómo usar varias capas de sérum para convertirlas en el ‘elixir de la juventud’.

    El Layering es una técnica de origen asiático que consiste en superponer diferentes serums en el rostro para combatir múltiples problemas de envejecimiento. En los últimos meses se ha extendido muchísimo gracias a su eficacia, y es que ya son muchas las mujeres que lo comparan con el ‘elixir de la juventud’.

    1. Escoge tres serums

    Aunque, en teoría, la técnica consista en aplicar muchos serums sobre el rostro, lo cierto es que no deberás utilizar más de tres. Al aplicar más de lo necesario, los poros de la dermis se obstruyen, provocando que ninguno de los productos utilizados acabe teniendo efecto. O, peor, que la combinación exagerada de sustancias puedan derivar en reacciones químicas, con todos los peligros que conllevan.

    2. Elige según tus prioridades

    Aunque suene obvio, es importante que los serums escogidos estén indicados para solucionar tus problemas específicos, ya que cualquiera no nos sirve. Los hay específicos para tratar manchas, sequedad, arrugas… ¡cualquier problema que te puedas imaginar!

    3. Deja tiempo entre uno y otro

    Si aplicas los tres serums a la vez, lo único que conseguirás es crear un pastiche en tu rostro, fomentando que aparezcan las ya comentadas reacciones químicas. Para asegurarte de que todos los nutrientes son absorbidos por tu piel, aplica uno y espera 20 o 30 segundos hasta que se absorba por completo. Sólo después podrás aplicar el siguiente.

    4. Empieza con el específico para tu problema

    Lo ideal es que el primer serum que te apliques sea el que remedia el problema que, a tu parecer, es el más preocupante. Con esto conseguirás que la piel lo absorba mejor y llegue a todas las capas internas de la dermis.

    No obstante, en caso de que éste sea demasiado espeso provocarás que el resto de productos no lleguen a nutrir la piel. Si este es tu caso, aplica primero el que tenga una densidad menor.

    5. Acaba con hidratante

    Una vez acabes de aplicar tus serums, deja que la piel absorba todos sus nutrientes durante unos 3 minutos. Cuando haya pasado ese tiempo, y para asegurarte de que siguen realizando efecto durante todo el día, aplica un poco de crema hidratante facial para sellarlos.

    6. Inclúyelo en tu rutina de belleza

    El Layering no es una técnica que puedas hacer un día y olvidarte, sino que debe formar parte de tu rutina de belleza. Para lograr los mejores resultados, lo mejor es que lo apliques por la mañana y por la noche o, lo que es lo mismo, cada 12 horas. La constancia va a ser tu fiel aliada, y es que al poco tiempo comprobarás que tu rostro está lleno de energía y vitalidad. ¡Te encantará verte más joven!

    ¿Qué te ha parecido esta nueva técnica de tendencia? Te recomendamos que también eches un vistazo a cómo crear tu propio serum de Vitamina C.

    745

    ESCRITO POR PUBLICADO EN Belleza de MujerTendencias de Belleza
     
     
     
     
     
     
     
    Más populares