Navidad 2016

Manos suaves e hidratadas: Remedios caseros para conseguirlas

Manos suaves e hidratadas: Remedios caseros para conseguirlas

Manos suaves: Remedios naturales para conseguirlas. Las manos son una de las partes más importantes de nuestro cuerpo y, por ello, debemos tenerlas siempre perfectas. Te decimos cuáles con los mejores trucos caseros para tenerlas siempre suaves.

por en Belleza de Mujer, Remedios naturales de belleza, Tratamientos de belleza, Consejos Belleza, Cuidado de las manos
Última actualización:
    Manos suaves e hidratadas: Remedios caseros para conseguirlas

    Manos suaves: Remedios naturales para conseguirlas. Las manos ásperas o de aspecto descuidado son un problema muy común y que preocupa a muchas mujeres, ya que las manos son nuestra carta de presentación y muchas personas creen que el aspecto de las manos dice mucho de la persona. Por ello, es fundamental tener unas manos suaves y cuidadas, de manera que causemos la mejor impresión posible. Conseguirlo no es muy difícil, pero requiere cierta constancia y dedicación. Te desvelamos algunos de los mejores remedios caseros que existen para presumir de manos suaves, cuidadas y, sobre todo, muy sanas.

    Son muchos los factores externos que intervienen en el deterioro de las manos. Los detergentes, el calor, los numerosos lavados a lo largo del día… Todo ello hace que nuestras manos se sequen y adquieran un aspecto agrietado y escareado. Pero no te preocupes, porque te explicamos cómo puedes cambiar este aspecto de una manera sencilla y natural.


    El cuidado de los pies y de las manos es algo a lo que le solemos dedicar menos tiempo del necesario, a pesar de su importancia.

    Disfrutar de unas manos suaves no es difícil y existen numerosos remedios caseros para conseguirlo, así que presta mucha atención.

    • Mezcla dos cucharadas pequeñas de azúcar con una cucharadita de zumo de limón y se le añade aceite de oliva para que adquiera la consistencia deseada. Se aplica en las manos con suavidad en todas sus partes durante unos minutos y se retira con agua tibia. Si lo haces por la noche, tienes la ventaja de que, al retirar la mezcla, puedes darte una crema hidratante para que actúe mientras duermes.
    • Puedes obtener también una crema casera a base de miel, glicerina y zumo de limón.

      Mézclalo a partes iguales y aplícalo a diario para ver los resultados.

    • Otro de los remedios es introducir las manos en agua caliente con sal durante unos minutos. Sácalas y aplícate aceite de almendra mezclado con yema de huevo. Cuando se te seque esta solución en las manos, la puedes enjuagar con agua templada.
    • Algo un poco más aparatoso pero muy efectivo y que puedes realizar por la noche para que no moleste en tus tareas del día a día es el siguiente: Pon en tus manos una crema hidratante muy grasa, la más grasa que tengas en casa y ponte encima unos guantes de algodón. Duerme con ellos puestos y a la mañana siguiente, quítatelos y lávate las manos. Notarás la diferencia.

    Sé constante con el cuidado de las manos y presta atención también a tus uñas y conseguirás que tus manos hablen por sí solas y causen impresión.

    569

    ESCRITO POR PUBLICADO EN Belleza de MujerRemedios naturales de bellezaTratamientos de bellezaConsejos BellezaCuidado de las manos

    Navidad 2016

     
     
     
     
     
     
     
    Más populares