Mikayla Holmgren: Looks de belleza de la modelo con síndrome de down

Mikayla Holmgren se ha convertido en la primera modelo con síndrome de down en participar en el certamen de miss América

por , il

    Mikayla Holmgren: Looks de belleza de la modelo con síndrome de down

    Mikayla Holmgren es una modelo que se ha convertido la primera concursante de Miss América con síndrome de down de la historia del concurso. Su sonrisa y melena rubia esconden una historia de superación que ha dado un soplo de aire fresco a un colectivo, hasta ahora, poco visible. La belleza y el síndrome de down se han unido para mostrar que nada es imposible.

    Mikayla Holmgren: Una chica de 22 años

    Mikayla Holmgren es una chica de 22 años que no se diferencia mucho de la mayoría. Desde pequeña ha participado en concursos de belleza y ha estado arropada por toda su familia. El síndrome de down con el que nació y ese cromosoma de más que le otorga unas cualidades físicas y mentales distintas nunca ha sido un impedimento. Su look demuestra su dulzura y belleza natural.

    Embajadora de Best Buddies: Mikayla Holmgren

    Esta modelo también es embajadora de Best Buddies. Mikayla ejerce como una profesional su tarea de dar a conocer una organización sin ánimo de lucro destinada a ayudar a las personas con necesidades especiales. Ella no se considera distinta al resto, simplemente posee unas cualidades especiales. Mejores o peores, Mikayla siempre ha tenido claro que no quería un trato distinto, simplemente deseaba ser como el resto de sus amigas. Su belleza profesional no pasa desapercibida.

    Mikayla Holmgren: Miss Minnesota

    Miss Minesota fue el primer paso hasta el certamen de Miss Universo. Sus años en los escenarios y su look de modelo profesional fueron las claves que llevaron a Mikayla a este concurso. A partir de esa aparición ha empezado a ser más famosa de lo que era. Cada vez vemos en las pasarelas modelos con características más especiales, mujeres biónicas, con rasgos distintos están siendo reclutadas por los principales diseñadores de moda. Se trata de mostrar a una sociedad cambiante y para nada uniformizada, la belleza real triunfa.

    Atrás quedan aquellas modelos que parecían sacadas del mismo patrón. La belleza real como la de Mikayla Holmgren resulta mucho más llamativa y transmite un gran mensaje. La carrera de obstáculos de una persona con discapacidad nunca se acaba. Mikayla ha tenido que superar estigmas y formas de verla que para nada tienen que ver con sentirse Miss Universo. En su corazón ella y su familia sabían que podía lograrlo, solo necesitaba seguir su instinto. Las casualidades y su enorme capacidad de comunicación la llevaron a lo más alto. Mikayla Holmgren se fue a casa con dos premios debajo del brazo. No solo le esperaba un reconocimiento, además se convertiría en una mujer con síndrome de down que hizo historia.