Segundas nupcias: Mitos y temas tabú a desterrar

¿Quieres saber como afrontar unas segundas nupcias? Destierra falsos mitos y sigue estos consejos.

por , il

    Tu segunda boda

    Llega el momento que estabas esperando: Tu segunda boda. ¿Cómo lo ve la gente? ¿Cómo te hace sentir? La idea de que toda persona tiene una alma gemela hace muy difícil que las personas entiendan que el amor no tiene límites. No hay nadie ideal para nadie, solo existe un amor infinito que darás a quien tú decidas, en el momento apropiado. Si te enfrentas a unas segundas nupcias, rompe con todos los mitos, sigue estos consejos.

    El vestido blanco

    Simboliza la pureza y la virginidad que posee la novia, entregándose a su marido. Más allá de su significado, una novia siempre se asocia con este color. Si te gusta puedes optar por él con un estilo más informal o con algunos detalles en otro color. Tú eliges de qué color te sientes más cómoda, más allá de lo que diga la gente. Mira estos preciosos vestidos y elige el tuyo.

    El velo de la novia

    Otro elemento que se asocia con la novia y que todo el mundo espera encontrar en una boda es el velo. Antiguamente se creía que protegía a la pareja del mal de ojo, producido por las envidias. En la actualidad es más un elemento estético que destaca por encima de otros complementos. Si crees que combina con tu look, utilízalo, estás en tu pleno derecho a hacerlo. Eres la novia, la gran protagonista del acto.

    Iglesia o juzgado

    En los últimos años el divorcio y las segundas nupcias están cada vez más aceptadas por la mayoría de iglesias. Si en tus creencias está volver a pasar por el altar no dudes en hacerlo. Si por el contrario, deseas una nueva perspectiva puedes escoger el lugar más idóneo para ti. Sueña con todo lo que quieres, un jardín o un bosque lleno de paz y de amor.

    Viaje hacia el infinito

    Al haber tenido la llamada luna de miel cuyo nombre tiene su origen en los Teutones que bebían bajo este astro con un licor de miel cuando se casaban. Este segundo viaje es visto como una manera de no repetir los errores del pasado. El destino es lo menos importante, lo realmente valioso es pasar tiempo a solas con esa persona especial.

    Invitados

    ¿Las personas que fueron a la primera boda deben ir a la segunda? De las experiencias también se aprende, aquellos que no dejaron un buen regalo o te criticaron hasta no poder más, tal vez llegó el momento de que se queden en casa. En esta ocasión, invita a aquellas personas que realmente son importantes para ti, más allá de regalos o gratificaciones que puedas tener.