Tartas de boda sin fondant: Mejores ideas [FOTOS]

Se llaman naked cakes. Las tartas nupciales sin fondant están causando furor en las bodas de tendencia. ¡No te pierdas todas las ideas!

por , il

    El fondant se elimina para dar paso a una tarta desnuda que muestra sin tapujos lo más sabroso del pastel. Son las naked cakes, un estilo de tarta que recuerda a las de toda la vida, con un punto decadente que permite un desorden casual con el que se te hace la boca agua. Hemos preparado las mejores ideas en una galería de fotos, para que con sólo mirarlas te apetezca probar una tarta nupcial desnuda en tu boda.

    Ventajas de las naked cakes sobre las tartas con fondant

    Quizás si buscas la perfección, una tarta desnuda o naked cake para tu boda no sea tu mejor opción, porque precisamente el encanto de estas tartas nupciales es que recuerdan un poco a las tartas de la abuela, esas tartas donde la decoración era un elemento secundario, en post del sabor de sus ingredientes. Tienen un cierto aspecto decadente con un toque desordenado que consigue un aspecto romántico, casual y ala vez elegante, perfecto para el día de la boda.

    La ventaja principal de las tartas de boda sin fondant es precisamente que no lo llevan. Sí, con el fondant se pueden hacer diseños originales maravillosos, pero a no ser que seas una apasionada del fondant, la verdad es que su sabor no siempre es a gusto de todos. No nos interpretes mal, es azúcar y es delicioso, pero empalaga en exceso. Generalmente, la gente acaba desnudando su trozo de pastel y dejando a un lado el fondant. Es decir, una tarta sin fondant permite que el invitado de boda deguste al completo su trozo del pastel.

    Otra de las ventajas de las naked cakes o tartas desnudas para la boda es que permiten conectar el sentido visual con el gustativo. Cuando miras una naked cake sabes lo que lleva, ves los colores, la pinta del bozcocho y la crema, la decoración… Todo queda a la vista, por lo que visualmente ya sabes lo que vas a degustar al instante, intensificando la expectativa de sabor y espera para ese momento crucial del banquete: la tarta de boda.

    Además, si no te acaba de gustar ese aspecto algo desordenado de las naked cakes, puedes optar por un término medio que también es tendencia en tartas de boda. Se trata de las semi naked cakes o tartas semidesnudas a las que se les coloca una fina capa de crema de mantequilla (o la crema que se utiliza para el relleno de la tarta) de forma que se puede intuir ligeramente el bizcocho y la crema que lleva la tarta, pero permitiendo que el aspecto sea un poco más perfecto. Por cierto, si quieres prescindir del fondant en tu tarta de boda, por supuesto también puedes usar una cobertura clásica de buttercream para tu pastel de boda.

    También te puede interesar: Tartas de boda color negro: Las mejores y Candy Bar para bodas: Ideas para la mesa de dulces [FOTOS]

    Viajes y vacaciones