Navidad 2016

Aceites: Aguacate, calabaza y sésamo, saludables variedades

Aceites: Aguacate, calabaza y sésamo, saludables variedades

Aceites: Aguacate, calabaza y sésamo, saludables variedades. El aceite de oliva es uno de los reyes de la dieta mediterránea, pero hay otros frutos y semillas de los que también se obtienen aceites con interesantes propiedades nutritivas y saludables.

    aceites

    Aceites: Aguacate, calabaza y sésamo, saludables variedades. El aceite es uno de los ingredientes esenciales de la dieta, y no solo el aceite de oliva, porque junto al que está considerado como uno de los aliados de nuestra salud por sus propiedades nutritivas y antioxidantes encontramos una interesante variedad de aceites extraídos de los frutos y semillas. Aceites que, a su vez, extraen todas las propiedades del aguacate, calabaza o sésamo, entre otras. Todas ellas fuente de grasas saludables.


    Conocemos las múltiples propiedades de aceite de oliva, ingrediente estrella de la dieta mediterránea, pero ¿sabías que en la despensa también se han ganado un hueco otras variedades de aceites extraídos de frutos y semillas? Aceites que, además de mantener todas sus cualidades (sabor, color, aroma), también son una interesante fuente de nutrientes, entre otros de grasas saludables. Los aceites ricos en ácidos grasos monoinsaturados (ácido oleico) y poliinsaturados (omega 3 y 6) son buenos para el corazón, ayudan a nuestra salud cardiovascular. Entre otros beneficios reconocidos ayudan a mantener equilibrados los niveles de colesterol y de triglicéridos, reduciendo los riesgos de padecer problemas cardiovasculares.

    ¿Qué propiedades se le atribuyen al aceite de aguacate? Está considerado como un alimento cardiosaludable, el alimento de las mil funciones y, en la cocina, ideal para aderezar las ensaladas. Aporta a nuestra dieta ácidos grasos monoinsaturados, en una cantidad similar al aceite de oliva.

    Otro aceite interesante para nuestra salud es la de calabaza, con un característico sabor a nuez y una tonalidad rojiza. Se utiliza sobre todo para aliñar ensaladas y platos de verdura cocida. Está recomendado en la dieta de aquellas personas con problemas de caída de pelo, uñas frágiles y caries.

    El aceite de calabaza es rico en minerales como el hierro, cobre, potasio, selenio y manganeso. También cuenta con una cantidad importante de vitaminas (B, D y E), ácidos oleicos y linoleicos, al tiempo que se le atribuyen propiedades antiinflamatorias. Es un buen aliado para prevenir los problemas de estreñimiento.

    Por su parte, detrás del aromático aceite de sésamo encontramos un buen aliado para mantener en forma la memoria (lecitina, fosfolípidos). Contiene antioxidantes, omega 6 , vitaminas E y K y fitoesteroles, entre otros.


    De la avellana y de la nuez también se extrae aceite. Dos variedades que no debemos renunciar a probar, no solo como aliño de nuestros platos, sino de nuestra dieta sana y equilibrada. Mientras que el aceite de nuez se utiliza más para aderezar ensaladas y verduras, el de avellana se usa sobre todo en repostería.

    El aceite de nuez es rico en omega 3 y es una fuente extraordinaria de vitamina K, la cual ayuda a mantener el sistema de coagulación de la sangre, y de fitoesteroles, los cuales ayudan a bloquear la absorción de colesterol por parte del intestino.

    En este listado de variedades del aceite no puede faltar el de girasol, el cual ayuda a combatir la oxidación. Es rico especialmente en vitamina E y en ácido linoleico (omega 6) que reduce el colesterol malo.

    En definitiva, el aceite de oliva, aunque sus virtudes son incuestionables, también cede el sitio en la dieta a otros aceites buenos para la salud.

    703

    ESCRITO POR PUBLICADO EN AnticolesterolAntioxidantesDieta EquilibradaDietasGrupos Alimenticiosalimentación sanaBeneficios alimentosConsejos Dietas

    Navidad 2016

     
     
     
     
     
     
     
    Más populares