Navidad 2016

Dieta mediterránea: Polifenoles para reducir el deterioro cognitivo

Dieta mediterránea: Polifenoles para reducir el deterioro cognitivo

Dieta mediterránea: Polifenoles para reducir el deterioro cognitivo. Incluir en nuestra dieta el consumo diario de aceite de oliva, nueces, café y una copa de vino reporta beneficios sobre nuestro cerebro, en concreto sobre nuestra memoria, manteniendo activas nuestras funciones cognitivas y retrasando el envejecimiento gracias a las propiedades antioxidantes de los polifenoles presentes, sobre todo, en estos alimentos.

por en Antioxidantes, Dieta Equilibrada, Dietas, Mediterranea, Pirámide Alimenticia, Alimentación Equilibrada, Cerebro, Radicales libres
Última actualización:

    polifenoles aceite de oliva

    Dieta mediterránea: Polifenoles para reducir el deterioro cognitivo. Alimentos como el aceite de oliva, el café o las nueces son esenciales en una dieta sana y equilibrada, cuyo mayor exponente es sin duda la dieta mediterránea. Entre sus múltiples aportes beneficiosos para nuestra salud están sus propiedades antioxidantes, las cuales se extraen directamente de los alimentos ricos en polifenoles y nos ayudan a mantener sano y activo nuestro cerebro, uno de los órganos a los que debemos prestar especial atención a la hora de cuidarnos.


    La dieta mediterránea, rica en polifenoles, disminuye el deterioro cognitivo y, por tanto, retrasa el envejecimiento. Ésta es la principal conclusión que se extrae del estudio llevado a cabo por el Hospital Clínico de Barcelona, el cual además ha sido publicado en la Journal of Alzheimer’s Disease’ y ha contado con la participación de más de 400 personas. Asimismo, el estudio también concluye que los beneficios son especialmente importantes en las personas mayores y con riesgo de trastorno cardiovascular.

    La dieta mediterránea reporta innumerables beneficios a nuestro organismo. Una dieta sana y equilibrada es la mejor prevención contra las enfermedades, y en ella no deben faltar alimentos como el aceite de oliva virgen, el café, las nueces o el vino.

    Los tres primeros ayudan a mantener activa nuestra memoria (tanto la verbal como la de trabajo), mientras que el vino mejora la función cognitiva. No es la primera vez, por cierto, que se recomienda el consumo moderado de una copa de vino en nuestra dieta. Todos estos alimentos son ricos en polifenoles, cuyas propiedades bioactivas actúan directamente sobre los radicales libres y la oxidación. Según el estudio, la recomendación dietética es consumir a diario aceite de oliva, tomar un máximo de 7 nueces, cuatro tazas de café y una copa de vino (dos en el caso de los hombres).

    Hay que señalar que este estudio llevado a cabo en Barcelona forma parte de una investigación mucho más amplia sobre la prevención con dieta mediterránea. Denominado Predimed, el proyecto cuenta con el respaldo y la colaboración del Instituto de Salud Carlos III y la Universidad de Navarra. La dieta mediterránea es sin duda uno de los patrones alimentarios a seguir para garantizar el cuidado de nuestro cuerpo tanto por dentro como por fuera, sumándose cada día nuevas propiedades en la prevención de trastornos de la salud.

    539

    ESCRITO POR PUBLICADO EN AntioxidantesDieta EquilibradaDietasMediterraneaPirámide AlimenticiaAlimentación EquilibradaCerebroRadicales libres

    Navidad 2016

     
     
     
     
     
     
     
    Más populares