Dormir para adelgazar: La peligrosa tendencia de dormir veinte horas

La dieta de la bella durmiente consiste en dormir más de veinte horas al día para adelgazar. Te contamos los detalles.

por , il

    Dormir para adelgazar: La peligrosa tendencia de dormir veinte horas

    Existen muchas dietas milagro, que prometen perder mucho peso en poco tiempo, pero la dieta de la bella durmiente va mucho más allá, es una dieta muy peligrosa de seguir que además no garantiza la pérdida real de peso, ni la salud de quien se decide a practicarla. A continuación, te contamos todos los detalles sobre ¿qué es exactamente esta dieta? Y por qué no deberías practicarla nunca.

    ¿Qué es exactamente la dieta que consiste en dormir para adelgazar?
    f

    Esta dieta, llamada dieta de la bella durmiente, es una peligrosa tendencia que se ha puesto muy de moda y que consiste, básicamente en dormir lo máximo posible al día para así evitar comer, es decir, hacer una o ninguna comida al día. Esta dieta, promete adelgazar sin el sufrimiento de pasar hambre o el esfuerzo de hacer ejercicio por el simple principio de que cuanta menos comida ingieras menos probabilidades de generar grasa tendrá tu cuerpo. Para practicar, la dieta en sí se recomienda dormir sobre unas 20 horas al día o incluso varios días seguidos del tirón, para ello, los autores de la dieta milagro, aconsejan la toma de una serie de sedantes y pastillas inductoras del sueño para que sea más sencillo poder cumplir el reto a la perfección. Ya que, un cuerpo humano, una vez a satisfecho sus necesidades de sueño, suele despertar y es bastante difícil volver a inducir el sueño si no existe un cansancio o un desgaste físico posterior. Riesgos que puede tener para la salud dormir para adelgazar

    Dormir para adelgazar es algo muy peligroso que hay que evitar a toda costa, ya que para nuestro cuerpo puede suponer un estado de desnutrición y puede afectar al funcionamiento correcto del cerebro. No comer, nunca puede ser la solución para adelgazar, porque el cuerpo necesita nutrientes de forma continua además de hidratación diaria.

    Otros riesgos asociados a esta dieta, son lógicamente la imposibilidad de poder acudir a las obligaciones diarias de cualquier persona como trabajar o incluso ir a recoger a los niños al colegio, y que, además el cuerpo tiene una serie de necesidades fisiológicas que evacuar cuando se cumplen los ciclos de excreción como ir al baño, cosa que, si duermes esa ingente cantidad de horas, es más que probable que te despiertes con alguna sorpresa desagradable.

    Dormir para poder adelgazar no es la solución

    d

    Si quieres perder un par de kilos o piensas que quizá estarías más saludable o atractiva, lo que debes hacer es practicar mucho deporte, hidratarte correctamente y seguir una dieta equilibrada y saludable que te permita tener una rutina normal y un estado de salud inmejorable. Muchas veces nos olvidamos de que la salud es lo más importante y no la apariencia física, el cuerpo es un vestido prestado que debemos mantener en las mejores condiciones y la salud nunca puede ser el precio a pagar por estar guapas.