Navidad 2016

Fibra: beneficios para una dieta saludable

Fibra: beneficios para una dieta saludable

Fibra: beneficios para una dieta saludable. El aporte de fibra, en una dieta sana y equilibrada, es fundamental para que nuestro cuerpo funcione como un reloj. Beneficiosa para los problemas digestivos, de estreñimiento y para mantener a raya los niveles de colesterol, entre otras funciones. Eso sí, los efectos de la fibra resultarán beneficios si la incluimos en una dieta saludable, ya de tomar más fibra de la debida puede tener un efecto negativo. ¡Descubre los beneficios de la fibra!

por en Anticolesterol, Dieta Equilibrada, Dietas, Estreñimiento, Metabolismo, Alimentación Equilibrada, Consejos, Intestino
Última actualización:

    fibra alimentacion

    Fibra: beneficios para una dieta saludable. La fibra es una de los ingredientes esenciales de nuestro menú si apostamos por llevar una dieta sana y equilibrada y, sobre todo, una dieta que nos permita mantenernos en nuestro peso y al tiempo evitar problemas de salud. La fibra no solo sacia el apetito, sino que también ayuda a nuestro cuerpo a funcionar como un reloj a la hora de procesar los alimentos. La fibra, aunque no es un nutriente, es esencial en nuestra dieta y su principal virtud es la digestiva.


    Es uno de los ingredientes básicos de una dieta saludable por sus múltiples beneficios, tanto para combatir los problemas de estreñimiento y digestivos como para mantener a raya los problemas cardiovasculares. Son solo algunos de sus beneficios, porque la fibra también está recomendada en los casos de colesterol alto y diabetes (disminuye la absorción de azúcar de los alimentos). Además, los expertos en nutrición también aconsejan tomarla como una forma de prevenir el cáncer de colon.

    Hay que distinguir entre la fibra insoluble y la soluble, cada una de las cuales está presente en una serie de alimentos y cumple una serie de funciones:

    • Fibra insoluble. Presente en los cereales (salvado de avena, por ejemplo), y es un buen aliado del tránsito intestinal al tiempo que ayuda a eliminar las grasas.
    • Fibra soluble. Presente en legumbres, frutas y verduras. Es aconsejable, sobre todo, en dietas para equilibrar los niveles de colesterol y, en el caso de las personas diabéticas, para evitar las subidas de glucosa.

      Al igual que la fibra insoluble, también regula el tránsito intestinal.

    En una dieta saludable, el aporte de fibra debe ser de aproximadamente 30 gramos al día (frutas, verduras, legumbres y cereales son las principales fuentes de donde obtener la fibra). Tampoco es recomendable abusar de la fibra, ya que tomar demasiada puede tener justo el efecto contrario. Si tomamos mucha fibra y poco líquido, por ejemplo, corremos de riesgo de sufrir una obstrucción intestinal. El exceso de fibra también provoca que no absorbamos bien determinados nutrientes como el hiero o el calcio. Para tomar la cantidad diaria y justa de fibra basta con tomar, por ejemplo, dos piezas de frutas, 50 gramos de pan, 50 de legumbres y cien gramos de hortalizas. Una suma que nos da la cantidad adecuada de fibra que nuestro organismo admitirá sin problemas y, sobre todo, metabolizará de manera positiva.

    Hay que señalar, no obstante, que la fibra no es milagrosa. Es decir, la premisa básica de una alimentación equilibrada son los hábitos saludables. Cada vez es más fácil encontrar en el mercado suplementos dietéticos enriquecidos con fibra, sobre todo destinados a resolver el problema del estreñimiento. Sin embargo, aunque estos suplementos pueden ayudarnos en un determinado momento, es aconsejable saber cuál es el motivo de nuestro problema y, sobre todo, si este se debe a una rica desequilibrada y pobre en frutas y verduras.

    623

    ESCRITO POR PUBLICADO EN AnticolesterolDieta EquilibradaDietasEstreñimientoMetabolismoAlimentación EquilibradaConsejosIntestino

    Navidad 2016

     
     
     
     
     
     
     
    Más populares