Navidad 2016

Síndrome de alienación parental: Niños que sufren más que sus padres

Síndrome de alienación parental: Niños que sufren más que sus padres

Síndrome de alienación parental: Niños que sufren más que sus padres. Este síndrome se da en niños que han sido manipulados por alguno de sus padres, para rechazar a la otra parte en una ruptura.

por en Dietas, Consejos Bebés, Síndrome de alienación parental
Última actualización:

    Niño durante una discusión de sus padres

    Síndrome de alienación parental: Niños que sufren más que sus padres. Cuando una pareja se separa, se provoca una situación muy dura en el entorno familiar, sobre todo si entre ambos hay niños, por lo que es necesario tener mucho cuidado con el comportamiento delante de ellos. El llamado Síndrome de alienación parental, lo sufren los niños cuando en base a lo que han visto o les han contado, rechazan a uno de sus progenitores, normalmente suele ser el padre, y pueden llegar a retirarle la palabra, a rechazar el contacto físico, o incluso a no querer ni mantener una conversación por teléfono, y esto al final, les pasa factura.

    Actualmente existen miles de casos de divorcio en todo el mundo, a causa de varios factores, y cuando no hay niños en común, es bastante más fácil, ya que se puede optar al llamado divorcio express, al ser bastante más fácil llegar a un acuerdo.


    Cuando la historia se complica, es cuando aparecen los niños pequeños, y les toca vivir durante su infancia una de las experiencias más traumáticas de su vida, el divorcio de sus propios padres.

    Para un niño, que sus padres son las personas que más quiere en el mundo, vivir una separación puede llegar a tocarle para el resto de su vida, y llegar a tener secuelas en su etapa de adulto, por lo que es necesario evitar que vea peleas o que oiga gritos, porque normalmente ocurren dos situaciones, se posiciona de parte de uno, o se siente perdido y no sabe qué hacer.

    Cuando el divorcio es conflictivo, puede darse el caso de que una de las partes intente separar a los hijos en común de la otra, tanto con comentarios como incluso con mentiras, dado que esa es la forma con la que más daño podrá hacer a la otra parte.

    Cuando esto ocurre y el niño empieza a posicionarse del lado de uno de los dos, rechazando al otro, se dice que padece el llamado Síndrome de alienación parental, que aunque no está reconocido todavía por la Organización Mundial de la Salud, cada vez más psicólogos lo incluyen en sus diagnóticos.


    Existen tres niveles de este tipo de trastorno, según el comportamiento tanto de los padres, como del niño:

    • Nivel leve: En esta fase se trata de que el propio padre o madre del niño, es el que pone problemas e intenta manipular al niño en contra de la otra persona, como cambiando el horario de las visitas constantemente, poniendo normas sobre esas visitas, o comunicando al otro que es su propio hijo el que no quiere verle.
    • Nivel moderado: En este nivel es el niño el que empieza a manifestar rechazo hacia el otro, diciendo que no quiere verle, que ya no le quiere, o cosas por el estilo.
    • Nivel grave: En esta fase el niño puede desarrollar una verdadera fobia a su progenitor, llegando incluso a querer que su padre o madre desaparezca por completo de su vida, o sintiendo verdadero odio hacia él.

    Este síndrome cada vez se da más en la sociedad actual, y lo que hay que tener en cuenta es que es el propio niño el que sufre por los dos. Es necesario conocer muy bien las pautas antes de tomar la decisión, y nunca meter a nuestros hijos de por medio.

    777

    ESCRITO POR PUBLICADO EN DietasConsejos BebésSíndrome de alienación parental

    Navidad 2016

     
     
     
     
     
     
     
    Más populares