Frases de motivación para ir al gym: Las mejores [FOTOS]

1 de 30
    ver más fotos
    http://www.ellahoy.es/dietas/fotos/frases-de-motivacion-para-ir-al-gym-las-mejores-fotos_22273.html
    Tu cuerpo, tu templo
    Tu cuerpo, tu templo. Exacto, tu cuerpo es tu templo, por eso cuidarlo haciendo ejercicio y con una dieta sana es lo mejor que puedes hacer por él.

    Tu cuerpo, tu templo

    Exacto, tu cuerpo es tu templo, por eso cuidarlo haciendo ejercicio y con una dieta sana es lo mejor que puedes hacer por él.

    Ponle pasión

    Ponle pasión

    La pasión triunfa sobre todo, así que elige una actividad física que te guste y ponle mucha pasión.

    Lo decía Mohammed Ali

    Lo decía Mohammed Ali

    Incluso Mohammed lo reconocía, lo importante es el trabajo físico que hagas en el gimnasio, no si ganas o pierdes una competencia. Porque lo más importante eres tú misma.

    Para cuando tienes mucho dolor

    Para cuando tienes mucho dolor

    Hay veces que el dolor de cuerpo que tenemos al día siguiente de un buen entrenamiento puede hacer que desistamos, pero si lo hacemos la decepción será mucho peor que el dolor.

    Entrena duro

    Entrena duro

    Entrena duro y con mucha motivación, porque la intensidad construye inmensidad.

    Tienes una meta, cúmplela

    Tienes una meta, cúmplela

    Tengas la meta que tengas, recuerda que al final conseguirás tus objetivos.

    Que nada te detenga

    Que nada te detenga

    Que nada ni nadie te detenga en tus entrenamientos. La actitud lo es todo.

    Entrenar es un deber

    Entrenar es un deber

    Exacto, el sabio Buddha ya lo sabía hace siglos. Mantenernos en buen estado físico nos ayuda a estar saludables emocionalmente.

    Nada es imposible

    Nada es imposible

    Cuando creas que nunca podrás llegar a hacer tantas sentadillas recuerda que una vez que tengas determinación y lo hagas, superarás ese obstáculo.

    Las excusas son tus enemigas

    Las excusas son tus enemigas

    Si no haces más que ponerte excusas para ir al gym, mira en tu interior, porque hay algo en tí que te frena para continuar. Resuélvelo y recuerda que ponerte en forma es algo para tu bienestar.

    La excusa del tiempo

    La excusa del tiempo

    Si de verdad ponerte en forma es una prioridad para ti (o una necesidad), es el momento de dejar la excusa del tiempo atrás.

    Pensamiento positivo

    Pensamiento positivo

    Si en tu mente estás convencida de que conseguirás resultados, los obtendrás.

    Entrenar te abre un mundo de posibilidades

    Entrenar te abre un mundo de posibilidades

    Entrenar te abre un mundo de posibilidades. Tu cuerpo se sentirá más fuerte y ligero, tus órganos internos funcionarán mejor y tu mente estará en paz contigo misma.

    Supera tus obstáculos

    Supera tus obstáculos

    Si se presenta un obstáculo como un ejercicio demasiado difícil, deja atrás los miedos y sáltalo con más energía.

    Siempre adelante

    Siempre adelante

    Tu camino siempre está hacia adelante, así que deja los miedos atrás y no los mires nunca más. ¡Tú puedes!

    No te rindas a la primera

    No te rindas a la primera

    Cada fracaso es una enseñanza que te ayudará a mejorar tu próximo entrenamiento.

    No te olvides de tus objetivos iniciales

    No te olvides de tus objetivos iniciales

    Es importante que no pierdas de vista tus objetivos iniciales para no perder la motivación.

    Deja de pensar y acude al gym

    Deja de pensar y acude al gym

    Si no haces más que darle vueltas sobre si te apuntas o no al gym, sólo malgastes energía mental, porque de calorías nada de nada.

    Te enfrentarás a nuevos retos

    Te enfrentarás a nuevos retos

    Si nunca has estado en forma, deberás asumir que tendrás que enfrentarte a nuevos retos para conseguir lo que quieres. La mejor forma de hacerlo es con una actitud positiva.

    No te escaquees

    No te escaquees

    Si eres de las que descansan cuando el entrenador no mira... deja esa actitud y demuestra tu carácter.

    Tendrás que esforzarte

    Tendrás que esforzarte

    Sé consciente de que conseguir ponerte en forma requiere esfuerzo y trabajo. Es la mejor forma de motivarte a largo plazo.

    Tu bienestar es la recompensa

    Tu bienestar es la recompensa

    Si ves que ya no puedes más, piensa en lo que conseguirás al final y continúa entrenando.

    Si no lo intentas, nunca lo sabrás

    Si no lo intentas, nunca lo sabrás

    Si no lo intentas y no te superas a tí misma, siempre te quedarás con la duda sobre si lo hubieras conseguido.

    Tu mente lo es todo

    Tu mente lo es todo

    Tu fuerza mental es esencial para continuar entrenando. Siempre dite a tí misma que puedes.

    Busca compañeros motivadores

    Busca compañeros motivadores

    Hacer ejercicio en grupo es genial para motivarte, pero es cierto que esas personas han de ser positivas al igual que tú, para que tenga efecto.

    Ten paciencia

    Ten paciencia

    Si tienes perseverancia, acabarás obteniendo resultados. Sólo confía en tí misma y ten paciencia.

    Remedio para las más pesimistas

    Remedio para las más pesimistas

    Si de todas formas sigues en tus trece y piensas que no puedes, simplemente hazlo, después te darás cuenta de que sí puedes.

    Busca en tu interior

    Busca en tu interior

    Busca en tu interior y reflexiona en las razones por las que quieres hacer ejercicio y lo que de verdad te motiva. Una vez que lo encuentres, nada ni nadie podrá pararte.

    Estás haciendo un esfuerzo para tí misma

    Estás haciendo un esfuerzo para tí misma

    Pagar un gimnasio o una actividad física es un esfuerzo económico importante. Antes de dedicarte a mirar cómo otros se entrenan o a ver lo bien que lo hace el entrenador, recuerda que acudes para tí.

    Ponle energía

    Ponle energía

    Es mejor un entrenamiento corto bien hecho que uno largo realizado sin energía y motivación.