Famosas contra el sexismo: los casos más sorprendentes

Cansadas de ser representadas como estereotipos, las celebrities alzan la voz y se enfrentan al sexismo. Te contamos los casos más sorprendentes.

por , il

    Que las mujeres famosas se rebelen contra el sexismo no nos sorprende, lo sorprendente es que aún en este siglo nos encontremos con casos de sexismo y ‘micromachismos‘ que fomentan los estereotipos hacia las mujeres, también sobre las celebs, ubicándolas en un plano que no evidencia su trabajo y sus logros.

    Todas las mujeres lidiamos mejor o peor con el sexismo, pero agradecemos y nos alegramos cuando vemos a mujeres poderosas del mundo cine y el deporte como Mila Kunis o Serena Williams rompiendo las barreras del sexismo que hoy en día afecta incluso al mundo de la política.

    Te contamos casos sorprendentes que las famosas han enfrentado, unas con más seriedad y otras con más humor, que nos pueden dar buenas ideas de cómo reaccionar ante esas situaciones sexistas a las que nos enfrentamos en el día a día.

    Mila Kunis

    Hace poco tiempo, la actriz y productora Mila Kunis sorprendió al mundo con una carta donde denunciaba el sexismo en el mundo de Hollywood y en la sociedad en general. En su carta contaba dos sorprendentes casos que vivió en carne propia, uno donde un productor le amenazó con no volver a trabajar por no querer hacer un semidesnudo, y otro de un “socio” que la ubicó en el plano esposa y madre obviando su contribución laboral en un proyecto común. Mila Kunis lo dejó claro: “Me cansé de hacer concesiones y sobre todo me cansé de que me obliguen a hacer concesiones. Así pues, a partir de este punto, cuando me toque enfrentarme a este tipo de comentarios, sean sutiles o abiertos, los encararé”.

    Jennifer Lawrence

    Jennifer Lawrence se enfrentó al sexismo al conocer la enorme diferencia salarial que existía entre ella y sus compañeros de ‘American Hustle’. Decidió escribir al respecto y contarle al mundo su frustración: “Estoy cansada de buscar la forma “adorable” de dar mi opinión y gustarle a los demás. A la m****. No creo haber trabajado con un hombre que busque el ángulo correcto para que su voz sea escuchada, simplemente lo dice”.

    Scarlett Johansson

    Algo sorprendente es la diferencia de preguntas que se hacen a los hombres y mujeres del mundo del cine. Scarlett Johanson lo pudo experimentar en la conferencia de prensa de ‘Los Vengadores’ en Inglaterra. Uno de los periodistas le preguntó: “Para este papel ¿Tuviste que hacer algo especial en términos de dieta, tuviste que comer algún alimento en particular, o ese tipo de cosas?” Ante el asombro de que le hicieran una pregunta sexista como aquella, ella bromeó a su colega Robert Downey Jr.: “¿Por qué tú recibes las preguntas existenciales y a mí me hacen las preguntas tontas?”.

    Serena Williams

    ¿Por qué se supone que las mujeres tenemos que estar constantemente sonriendo? Serena Williams lo dejó claro cuando en una conferencia de prensa un reportero le preguntó que por qué no estaba sonriendo: “No quiero estar aquí. Solo quiero estar en mi cama y no respondiendo ninguna de estas preguntas y ustedes siempre me hacen las mismas preguntas. No lo están haciendo placentero”, contestó con sinceridad la premiada tenista.

    Patricia Arquette

    Nunca nos olvidaremos de su discurso cuando recibió el premio Oscar el pasado febrero 2016 referido a la brecha salarial entre mujeres y hombres. “A todas las mujeres que han dado a luz, a todos quienes pagan sus impuestos y son ciudadanos de esta nación (Estados Unidos), hemos luchado por los derechos de todos. Es tiempo de tener igualdad salarial de una vez por todas. E igualdad de derechos para todas las mujeres”.

    Ellen Page

    En una entrevista con un canal de noticias de Hollywood, la actriz también dejó clara su postura acerca de los estereotipos de las mujeres en el cine: “En muchos papeles, especialmente ahora que estoy creciendo, las mujeres son herramientas dentro de la historia del hombre y sexualizadas. De eso se trata: de ser vista bajo la luz masculina y patriarcal. Seamos honestos”. Lo dejó claro.

    Kathryn Bigelow

    La directora de cine es la primera mujer en ganar un Oscar a la mejor dirección y sabe muy bien lo que significa el sexismo en la industria donde trabaja: “Creo firmemente que cada director debe ser juzgado únicamente por su trabajo y no por su trabajo basado en su género. Hollywood debería ser una comunidad que mira hacia adelante con gente progresista y es horrible que aún persista esta situación con las directoras mujeres”, dijo en una entrevista de una famosa revista estadounidense.

    Cate Blanchett

    La fabulosa actriz se plantó en plena alfombra roja de los premios SAG consiguiendo uno de los momentos más virales de la celebración. Al ver que los camarógrafos sólo grababan a las mujeres de arriba a abajo en lugar de hacerles preguntas sobre su trabajo, le preguntó a uno de ellos: “¿Le hacen eso a los hombres?”. La respuesta seguro que la conoces: “No”.

    Robyn Wright

    Recientemente contó en una entrevista que cuando se enteró de que su compañero de reparto en la serie ‘House of Cards’ ganaba 80 mil dólares más que ella a pesar de que habían hecho la misma cantidad de episodios e incluso ella ha dirigido algunos, se enfrentó a la situación y decidió negociar: “Será mejor que me paguen igual o lo haré público”.

    Amal Ramzi Clooney

    La abogada, activista y escritora libanesa-británica Amal Ramzi, casada con el famoso actor George Clooney, tuvo que poner un alto a la pregunta de un periodista en el contexto de su representación como abogada de Armenia en una comparecencia del Tribunal Europeo de los Derechos Humanos en Estrasburgo (Francia). Sorprendentemente, en un contexto de tal seriedad, un periodista le preguntó qué llevaba puesto, a lo que ella contestó con cierto humor irónico: “Estoy usando Ede y Ravenscroft”, unas marcas inglesas de túnicas para abogados.