Alimentos buenos para el cerebro de los niños: Lista completa

Toma nota de los alimentos buenos para el cerebro de los niños y refuerza su dieta con nutrientes esenciales.

por , il

    Alimentos buenos para el cerebro de los niños: Lista completa

    Los alimentos buenos para el cerebro de los niños son parte esencial de una alimentación sana y equilibrada para favorecer su desarrollo y crecimiento. Y es que hay determinados alimentos que, por su composición, son una fuente de nutrientes para garantizar el adecuado funcionamiento del cerebro y, por tanto, de funciones como el aprendizaje, la memoria, la concentración o el lenguaje.

    ¿Sabías que el gasto energético del cerebro puede rondar entre el 20-30% del gasto total del cuerpo? Esto explica la importancia de cuidar la alimentación desde la infancia para aportar al cerebro los nutrientes y energía que necesita. Descubre cómo alimentar el cerebro de nuestros hijos.

    ¿Cómo alimentar el cerebro de un niño?

    Proteínas, vitaminas, minerales, glucosa… son algunos de los nutrientes esenciales para fortalecer el cerebro de los niños. La clave de una alimentación saludable reside en comer de todo y en hacer 5 comidas al día (incluyendo el bocadillo de media mañana y la merienda de la tarde). ¿Cuáles son los mejores alimentos? Esta es la lista de los imprescindibles, y los motivos por los que no deben faltar en la dieta de los niños.

    Frutas para el cerebro

    Las frutas son vitaminas para el cerebro. Plátanos, manzanas o aguacates son algunas de las frutas que aportan más vitaminas, involucradas en el desarrollo de nuevas neuronas. Las vitaminas mejoran la agilidad mental.

    Pescado azul para el cerebro

    Sardinas, salmón, atún… El pescado azul es rico en Omega 3, ácidos grasos esenciales para el cerebro y, en concreto, para facilitar las conexiones nerviosas y para mejorar la capacidad de aprendizaje y concentración.

    Igual de importantes son los ácidos grasos Omega 6, presentes en los aceites vegetales, como el de girasol o de soja.

    Chocolate para el cerebro

    El chocolate es bueno para el cerebro porque contiene triptófano, aminóacido esencial que regula los niveles de serotonina en el cerebro. Además, el triptófano puede mejorar el estado de ánimo y favorecer la relajación y concentración. Además del chocolate, son ricos en triptófano los huevos, la leche, carnes y pescados o frutos secos.

    Cereales buenos para el cerebro

    Cereales como la avena aportan hidratos de carbono, energía para el cerebro una vez transformada en glucosa. Es aconsejable incluir los cereales en el desayuno para reponer la energía después del descanso nocturno. Otros alimentos que aportan carbohidratos son la pasta, el arroz, el pan o las patatas.

    El huevo es bueno para el cerebro

    El huevo aporta vitaminas del grupo B para estimular la memoria y la concentración. Uno de sus nutrientes más valorados para el cerebro es la colina, que interviene en la formación de neurotransmisores. Los huevos además aportan proteínas buenas para el cerebro.

    Legumbres para el cerebro

    Las legumbres deben formar parte de una dieta sana y equilibrada, y entre sus nutrientes destaca su contenido en proteínas (proteínas vegetales) que favorecen la agilidad mental, la concentración y el rendimiento intelectual. Además, su contenido en hierro ayuda a oxigenenar el cerebro.

    La leche es buena para el cerebro

    Leche, yogures y queso ricos en calcio, un mineral que además de regular la función nerviosa evita la fatiga intelectual. La recomendación es incluir en la dieta de los niños 2 vasos de leche al día o 1 vaso de leche y 2 yogures.