Baño del bebé: Consejos para evitar berrinches

Te contamos cómo evitar que tu bebé tenga un berrinche cada vez que se acerca el momento del baño.

por , il

    Baño del bebé: Consejos para evitar berrinches

    Para muchos niños el momento del baño es un motivo de alegría y de juego, pero para muchos otros se convierte en todo un drama. Si tu hijo o hija es de los que arma el berrinche cada vez que se acerca la hora del baño, debes saber que es normal y más fácil de solucionar de lo que parece. Te damos las claves para evitar los berrinches de los bebés en el momento del baño.

    Por qué los bebés tienen berrinches a la hora del baño

    Hay muchos niños que disfrutan del baño: juegos, espuma, agua tibia… Es más, puede que la rabieta venga cuando le digas a tu pequeño que el baño ha terminado. Pero ocurre muchas veces que el baño es una odisea volviéndose así en todo un problema para padres y niños. Puede que el niño o el bebé no quiera bañarse o que sea algo que no le haga especial ilusión y pueden darse casos también de niños a los que les encanta el baño y de un día para otro lo odian.

    No hay un motivo claro ni una razón concreta para que los bebés tengan berrinches en el momento que saben que se tienen que bañar. Hay veces que están cansados y sin más dejan ver su mal humor en ese momento, otras veces es porque tienen que dejar el juego que tenían entre manos para ir al aseo, otras veces es por una mala experiencia: el agua estaba muy caliente, tomaron jabón sin querer, les regañaste por alguna cosa…El detonante puede ser cualquier pequeño detalle. En los bebés más pequeños suele ocurrir que vean esta actividad como algo tedioso y aburrido. Dejar que no se bañe es imposible y obligarle tampoco es una solución, ¿qué hacer entonces?

    Consejos para evitar berrinches a la hora del baño

    Lo primero de todo es que el padre y la madre se pongan de acuerdo en la estrategia a seguir, de esta forma el pequeño lo verá como algo natural.

    • No le obligues. Si obligas a tu pequeño a bañarse en contra de su voluntad los berrinches no harán más que aumentar. Trata de motivarle con juegos e incluso puedes decirle de bañaros juntos, algo que puedes repetir varios días hasta que desaparezca su miedo. Si tu niño es algo más grande dale el premio de ver sus dibujos favoritos una vez que se haya bañado.
    • Su juguete favorito. Si tu bebé es tan grande que ya no cabe en la bañera pequeña y lo has pasado ya a la grande, es normal que se sienta algo perdido. Coloca su juguete favorito dentro de la bañera y de esta forma se olvidará del enfado.
    • Paso a paso. Deja que toque el agua con sus manos, una vez que note que es agradable pon sus pies dentro del agua, una forma sencilla que le permitirá sentirse seguro.
    • Lava su pelo con cuidado. Esto les suele asustar mucho porque les cae agua en el rostro, dile que mire al techo para buscar estrellas y en ese momento, poco a poco, viertes agua tibia sobre su cabello.
    • La temperatura. La temperatura del ambiente debe oscilar entre los 22 y los 25 grados. La del agua, entre 35 y 37º. Toma nota de ello para tener el baño a punto. Llena la bañera antes de que el niño esté dentro y no añadas más una vez ya esté sentado
    • Ten las cosas a mano. La crema, el pijama, el champú… Todo lo que necesites para no tener que salir ni un segundo del baño dejando solo a tu pequeño.
    • El abrazo de después. Una vez haya salido de la bañera abraza a tu bebé durante unos instantes, se sentirá cómodo y protegido.

    Como ves, no es un proceso difícil de lograr, solo tienes que ser firme, constante, amorosa y paciente. A todos se le acaba por pasar la rabieta del baño, luego vendrá el berrinche por que no quieren salir de la bañera, pero eso lo veremos en otro momento.

    También te puede interesar: Decorar el baño del bebé: Ideas y accesorios originales [FOTOS] y Método montessori: Cómo decorar la habitación de los niños