Navidad 2016

Bebés y playa: ¿100% compatibles?

Bebés y playa: ¿100% compatibles?

Bebés y playa: ¿100% compatibles? si el bebé tiene menos de 6 meses no es del todo recomendable que los bebés vayan a la playa ya que el más mínimo rayo de sol les pueden provocar quemaduras graves. Para el resto de los bebés basta con utilizar todo tipo de protección y dejar que se diviertan.

por en Consejos prácticos para mamás, Mamá, Recién Nacido, Consejos Bebés, Protector solar
Última actualización:
    Bebés y playa: ¿100% compatibles?

    Bebés y playa: ¿100% compatibles? Los padres tienen una especial reticencia a llevar a sus bebés a la playa por considerar que no son lo suficientemente grandes para estar en un sitio como este, rodeados de agua, arena y gente. Sin embargo, nada más lejos de la realidad. A los bebés como a los adultos les gusta la playa siempre y cuando vayan acomodados de tal forma que no pasen excesivo calor y no estén expuestos al sol directo. Sigue leyendo y conoce todo lo que debes saber al respecto.

    Los niños y la playa son una combinación perfecta, solamente hay que saber que debemos de estar muy pero que muy pendientes de nuestros pequeños para que no ocurra ningún problema ni sufran ningún accidente.

    Los problemas más comunes ocasionados en la playa es que nos descuidemos en la vigilancia de los pequeños y los perdamos de vista, lo que supondrá un gran disgusto. Por otro lado, hay que tener muchísimo cuidado con el agua, aunque utilicen flotadores o manguitos, el agua es muy peligrosa y podemos sufrir graves consecuencias en ella.

    Pero los más pequeños no nos dan tantos quebraderos de cabeza, si bien es cierto que no es recomendable que los bebés de menos de 6 meses vayan a la playa, hay que tener en cuenta que cuando tienen entre 6 meses y 18 meses hay que tener una serie de cuidados muy exhaustivos.


    La razón es que durante este tiempo los bebés son mucho más propensos a sufrir golpes de calor que los que son más mayores.

    Por ello en caso de que llevemos a los pequeños a la playa siendo verdaderamente pequeños, tenernos que tenerlos constantemente bajo una sombrilla a la sombra, ya que su piel también es mucho más sensible y el simple reflejo del sol podría provocarle quemaduras.

    Por otro lado, evitad la franja de horaria que va desde las 12 de la mañana a las 17 horas, ya que durante este tiempo es cuando el sol hace más daño.

    Además es recomendable que se les vista de blanco, ya que además de que retienen en menor proporción el calor, tiene un mayor factor de protección ultravioleta.


    No hay que olvidar nunca, crema protectora de alto factor.

    Los bebés y los niños pequeños han de estar bien protegidos frente al sol, por lo que cada cierto tiempo es necesario volverles a dar crema.

    También se les ha de proteger los ojos, utilizar unas gafas de sol para niños es una gran opción siempre y cuando estas sean buenas y no vayan a crear ningún problema en los ojitos de nuestros pequeños.

    La cabeza es fundamental que la tengan cubierta, por lo que una gorra es indispensable para ellos. Así como agua fresca para que estos estén bien hidratados y ser conscientes de que los más pequeños deben beber frecuentemente.

    Y por supuesto, lo que nunca debe faltar es una sombrilla que los proteja del sol mientras estos están descansando o jugando en la arena.

    ¿Son compatibles entonces los bebés y la playa? Por supuesto que sí, siempre y cuando tengamos en cuenta que la vigilancia y la exposición mínima al sol han de ser los factores clave. En caso de que tu pequeño sea menor de 6 meses sería mejor que te plantearas el hecho de acudir a la playa con el aunque si vas completamente preparada no debería ocurrir ningún problema.

    792

    ESCRITO POR PUBLICADO EN Consejos prácticos para mamásMamáRecién NacidoConsejos BebésProtector solar

    Navidad 2016

     
     
     
     
     
     
     
    Más populares