Navidad 2016

Cómo influyen las fases lunares en el parto

Cómo influyen las fases lunares en el parto

¿Influye la luna en el parto? Según la tradición, tiene un efecto sobre nuestro cuerpo mucho mayor del que la ciencia está dispuesta a asumir. Si estás embarazada, descubre cómo influyen las fases lunares en el embarazo y en el parto.

por en Embarazo, Mamá, Parto y posparto, Consejos Bebés, Información Parto
Última actualización:
    Cómo influyen las fases lunares en el parto

    El momento más esperado, y quizá más temido, del embarazo es el parto, el momento de ver por primera vez la cara del bebé. Calcular la fecha del parto de la manera más aproximada es, sin duda, una obsesión para muchos padres. Pero, ¿cómo influye la luna en este momento? De igual manera que la luna influye en las cosechas y en los trabajos agrícolas, así como en las mareas, terremotos e, incluso, en la conservación de los alimentos, ¿por qué desestimar su influencia sobre la concepción y el nacimiento? La tradición ha venerado a la luna, incluso como una fuente de misterio, precisamente por el efecto que puede tener sobre los ritmos de nuestro cuerpo.

    La luna, desde un punto de vista científico influye en la tierra a través de la fuerza electromagnética y la fuerza de la gravedad, lo que se traduce en fenómenos como las mareas. Si es capaz de influir en el movimiento del agua hasta el punto, argumentan los defensores de estas teorías, por qué dudar de su influencia en el ser humano, compuesto en un 75% por este elemento (agua), así como en el feto, rodeado de líquido amniótico durante 9 meses. De hecho, los ciclos o fases lunares, desde tiempos inmemoriales se han utiliza como una herramienta para calcular la fecha de nacimiento de los hijos. Más argumentos sobre la influencia de la luna: la constatada coincidencia entre la duración media del ciclo menstrual de la mujer, unos 28 días, y la duración del mes lunar, unos 29 días.

    Por todos estos motivos se cree que la influencia de la luna puede ser fundamental para calcular la fecha de nacimiento.

    La tradición va más allá, y asegura que incluso puede influir en la fecundación. Así, una concepción en la luna creciente tendría como resultado el nacimiento de un niño, y en la luna menguante, una hermosa niña.

    La influencia de la luna ha despertado el interés de más de un especialista, como es el caso de la matrona española Lina Martínez Abellán, autora de un artículo realizado teniendo en cuenta la fase lunar en la que se produjeron más de 7.000 partos. Así, resulto que en la fase de luna menguante aumentaron los partos con bolsas rotas de líquido amniótico teñido; en la fase menguante nueva se produjeron más partos espontáneos; en la fase creciente y llena se registraron más inducciones con dilataciones lentas, más cesáreas y más amenazas de parto prematuro.

    También te puede interesar: ¿Cómo saber cuándo estás de parto?: Señales inconfundibles y descubre de quién depende el sexo del bebé.

    578

    ESCRITO POR PUBLICADO EN EmbarazoMamáParto y pospartoConsejos BebésInformación Parto

    Navidad 2016

     
     
     
     
     
     
     
    Más populares