Decoración para Primera Comunión: Ideas DIY fáciles y económicas [MULTIPÁGINA]

Si buscas una decoración buena, bonita y barata no puedes perderte estas ideas tan originales, te van a sorprender.

por , il

    Todos los padres buscan crear una ambientación perfecta para el gran día de sus hijos, tratando de aportar un toque original y distintivo al evento. La decoración es un aspecto que debe tratarse con mimo sin descuidar el factor económico, ya que la celebración de por sí conlleva un gran gasto al que la familia debe hacer frente. Por ello, te mostramos las ideas DIY más fáciles y económicas de decoración para Primera Comunión.

    Globos

    Son la opción más económica y que nunca falla. Puedes realizar multitud de decoraciones con globos, pero te recomendamos cubrirlos con tul de colores o, si se trata de la comunión de una niña, atar a la cuerda palomas de cartulina o florecitas. Conseguirás que la tendencia en vestidos de comunión se extienda hasta el mismo convite.

    Árbol de huellas

    Si la idea de utilizar un libro de firmas te atrae pero te gustaría una alternativa más original, no dudes en elaborar un árbol de huellas. Dibuja un árbol en una lámina de alto gramaje y coloca a los lados tinta de colores para estampar. Además de ser una novedad para tus invitados, tu pequeño tendrá un bonito recuerdo para colgar.

    Centro de mesa

    Sólo necesitarás tarros de cristal, un poco de encaje y un bonito lazo para conseguir perfectos centros de mesa. Llénalos de agua y mete dentro algunas flores para crear una ambientación fresca, primaveral y, sobre todo, muy delicada.

    Blondas de papel

    Las blondas de papel son una de las decoraciones más económicas y que más juego dan. Sitúalas bajo la tarta o los centros de mesa para aportar delicadeza a la mesa. Si quieres conseguir toques aún más originales, utilízalas para adornar unas tarjetas de invitación hechas por ti misma. ¡A los invitados les encantará!

    Tartas de fondant

    La tarta es uno de los elementos protagonistas de la decoración, por lo que debemos hacer un esfuerzo por conseguir una que sea especialmente llamativa. Elabora tú misma una tarta de fondant con la forma que más te guste y añádele motivos religiosos acorde con la celebración. ¡Triunfará seguro!