Navidad 2016

Dientes de leche: Cómo evitar futuras ortodoncias

Dientes de leche: Cómo evitar futuras ortodoncias

Dientes de leche: Cómo evitar futuras ortodoncias. El cuidado de una boca sana empieza desde la aparición de los primeros dientes, los cuales juegan un papel esencial en el desarrollo correcto de la dentadura y en la prevención de problemas de salud dental, como la aparición de caries, las cuales pueden llegar a ser agresivas, gingivitis o inflamación. Los daños dentales pueden hacer que el niño mastique incorrectamente, interfirieron en el desarrollo de la boca y provocando la necesidad de utilizar ortodoncia.

por en Cuidado Dental, Mamá, Prevención, Salud de Mujer, Consejos Salud, Dientes, salud niños
Última actualización:
    Dientes de leche: Cómo evitar futuras ortodoncias

    Dientes de leche: Cómo evitar futuras ortodoncias. El cuidado de la salud bucodental empieza desde la infancia, desde la aparición de los primeros dientes. De hecho, tal y como señalan los dentistas, los dientes de leche juegan un papel fundamental en el desarrollo de una boca sana, ajena entre otros a problemas como las caries o los problemas de masticación, las cuales suelen más frecuentes, incluso agresivas, de lo que pensamos. Por ejemplo, dejar dormir al niño con el biberón puede causar serios problemas severos de caries.


    La salud bucodental es fundamental para la prevención no solo de problemas dentales, sino de salud, porque nuestra boca puede ser la puerta de entrada a otros trastornos. El cuidado de nuestra boca debe empezar desde la aparición de los primeros dientes, los dientes de leche, cuyo papel es esencial en el desarrollo de una boca sana, libre de caries, pero también de otros problemas que pueden llevar a tener que utilizar ortodoncencia en la edad adolescente o adulta. Además, y esto es muy importante, las caries no desaparecen cuando se caen los dientes de leche, sino que pueden afectar a los definitivos.

    Prevención y educación son las dos herramientas que debemos aprender a utilizar e inculcar a los más pequeños, a través de la adquisición de hábitos de higiene bucodental, como el aprender a cepillarse los dientes, al menos tres veces al día (después de las comidas).

    Al igual que los adultos, los niños también pueden tener caries. De hecho, tal y como subrayan los médicos y especialistas en salud bucodental, algunos tienen una mayor tendencia, entre otros motivos debido a que tienen una dentición con aparición de surcos y fisuras pronunciadas, por un esmalte débil o por el tipo de saliva. Incluso en la aparición de caries puede haber una predisposición genética a padecerlas. Entre los consejos para evitar que las caries pongan en riesgo la boca y dentadura de los más pequeños los médicos desaconsejan dejar que el niño se quede dormido con un biberón de leche o de zumo. Esto puede provocar la aparición de caries agresivas. La mejor opción para la sed durante la noche, el agua. Si las caries no se tratan, esto puede derivar en problemas de masticación y en el desarollo inadecuado de la boca, lo que hará que necesita utilizar ortodoncia.

    Las caries no solo afecta al tejido dentario, sino que también puede dañar el nervio, causando dolor e inflamación.


    Otro de los hábitos que deben adquirir los más pequeños es acudir al dentista. Es aconsejable hacerlo cada seis meses, tanto para revisar que no hay problemas de caries, como para evitar otras enfermedades que tampoco son exclusivas de los adultos, como la gingivitis o la inflamación de encías, generalmente provocada por la presencia de restos de alimentos entre los dientes.

    En este caso, el motivo suele ser un cepillado incorrecto después de las comidas, pero también es cierto que puede un síntoma de un problema más grave de la boca.

    No solo las caries pueden interferir en el desarrollo correcto de la boca. Cuando los dientes de leche se empiezan a mover, debido a la presión del diente definitivo, es importante visitar al dentista si tarda demasiado en caerse, de la misma manera que si se cae antes de tiempo. Esto dejará un espacio en la boca que conviene mantener para que el diente definitivo pueda salir sin problemas y la dentadura se vaya alineando correctamente. El cambio dentario es fundamental para prevenir futuras ortodoncias.


    Un decálogo de consejos te ayudara a enseñar a los más pequeños la importancia de cuidar los dientes.

    • Tres veces al día, sobre todo después de la comida, y especialmente tras el desayuno y antes de irse a la cama, es el número de veces recomendadas que debemos cepillarnos los dientes.
    • La higiene bucal no debe ser una obligación, sino un hábito saludable, por lo que debemos irle enseñándole y haciéndole partícipe y responsable de lavarse los dientes a medida que va creciendo.
    • Cuando el niño ya sea un poco mayor, y ya pueda cepillarse él solo los dientes, es importante irle enseñando el uso del hilo dental, para asegurar una correcta limpieza en las zonas donde no llega el cepillo.
    • En algunos, los dentistas aconsejan la posibilidad de utilizar un colutorio infantil con flúor, cuando el niño ya tenga una edad determinada.
    • Después de lavarse los dientes, beber siempre agua, mejor que zumo o leche.
    • Evitar el consumo de productos o alimentos ricos en azúcares (dulces, caramelos, golosinas).
    • La alimentación juega un papel esencial en todas las edades, sobre todo en la edad infantil para asegurar un correcto desarrollo y crecimiento. Para aumentar las defensas y preservar la salud bucodental, es aconsejable una dieta rica en frutas, verduras y lácteos.
    • Si practica algún tipo de deporte de contacto o de riesgo, es aconsejable que utiliice un protector bucal para evitar posibles lesiones o fracturas.
    • Las revisiones y visitas al dentista, al menos dos veces al año.
    • Si presenta algún síntoma de problema dental, es importante acudir al dentista para diagnosticar si se debe a alguna causa que pueda interferir en el desarrollo tanto de la salud del niño como de una boca sana y una sonrisa bonita.

    1177

    ESCRITO POR PUBLICADO EN Cuidado DentalMamáPrevenciónSalud de MujerConsejos SaludDientessalud niños

    Navidad 2016

     
     
     
     
     
     
     
    Más populares