Navidad 2016

Infusiones calmantes y relajantes para niños

Infusiones calmantes y relajantes para niños

Descubre los remedios naturales a base de plantas que también pueden tomar los más pequeños de la casa.

por en Consejos prácticos para mamás, Mamá, consejos mamás, infusiones
Última actualización:
    Infusiones calmantes y relajantes para niños

    Las infusiones, y en especial las que tienen efectos calmantes, también son para los niños. No todas, porque algunas pueden tener efectos secundarios, pero el mundo de las plantas nos brinda algunas soluciones naturales que los más pequeños pueden tomar sin riesgos. Una pequeña taza de una infusión preparada con estas hierbas puede ayudar a calmar algunos de los trastornos más comunes en los niños, desde un dolor de barriga a las dificultades para dormir. Vamos a ver cuáles son las infusiones calmantes y relajantes que podemos dar a los niños.

    Es, sin duda, el remedio herbal más conocido. Ejerce un efecto calmante sobre el sistema nervioso ayudando a sentirse más relajado. Tomar una infusión de manzanilla es un remedio eficaz para ayudar a los niños a conciliar el sueño cuando están nerviosos o estresados. Por otra parte, la manzanilla también tiene propiedades antiinflamatorias, por lo que es un valioso remedio para los niños que también padecen molestias digestivas. Para preparar la infusión, tan sencillo como añadir una bolsita de manzanilla en una taza de agua hirviendo, dejar reposar unos minutos y añadir un chorrito de miel para endulzar. También se puede optar por la combinación de manzanilla con anís, más digestiva.

    Una infusión de tila es otra buena solución para favorecer la relajación en los niños, siendo un remedio recomendado contra la ansiedad, estrés, hiperactividad, nerviosismo o problemas de atención.

    También se puede administrar a niños contra el insomnio. Se puede preparar la infusión añadiendo una chorrito de miel. Lo mejor es tomarla caliente, y antes del baño.

    La infusión de valeriana también se puede dar a los niños, apreciada sobre todo por sus propiedades analgésicas, antiespasmódicas, hipotensor y sedante. En el caso de los niños, se puede recomendar cuando presentan problemas de insomnio, ansiedad, palpitaciones, nerviosismo, irritabilidad o rabietas continuas. La valeriana les ayudará a sentirse más relajados. También es un remedio contra el dolor de cabeza. Para potenciar los efectos de la valeriana se puede mezclar con manzanilla, limón y valeriana. No obstante, es aconsejable comenzar con un solo ingrediente y luego tratar de mezclar.

    También te puede interesar: Dolor de garganta en niños: Remedios naturales y homeopáticos y descubre cómo fortalecer el sistema inmunitario de los niños: 10 consejos.

    550

    ESCRITO POR PUBLICADO EN Consejos prácticos para mamásMamáconsejos mamásinfusiones

    Navidad 2016

     
     
     
     
     
     
     
    Más populares