Navidad 2016

Pesadillas infantiles: ¿Qué hacer?

Pesadillas infantiles: ¿Qué hacer?

Pesadillas infantiles: ¿Qué hacer?Es un momento muy difícil para los padres, cuando el niño tiene una pesadilla y no se sabe qué hacer. Aquí te damos algunas pistas para que sepas reaccionar de la mejor manera para tu hijo.

por en Consejos prácticos para mamás, Mamá, Consejos Bebés
Última actualización:
    Pesadillas infantiles: ¿Qué hacer?

    Pesadillas infantiles: ¿Qué hacer? Las pesadillas son siempre desagradables, pero especialmente si afectan a los niños. En muchas ocasiones el niño se despierta gritando, le cuesta muchísimo volverse a dormir y es muy difícil saber qué hay que hacer para consolarle o hacer que se le pase. Los sueños no se pueden controlar y eso hace muy difícil buscar una solución y, si el episodio se repite, el niño puede comenzar a sentir, incluso, miedo a irse a dormir, por lo que es muy importante saber cómo hay que actuar. Aquí tienes algunos consejos que te ayudarán a tomar medidas y saber cómo reaccionar cuando las pesadillas se convierten en un problema serio para los niños.

    A nadie le gusta, mayores o pequeños, tener una pesadilla, pero en los niños se pueden convertir en un problema muy grave y puede tener consecuencias muy serias, por lo que es importante saber atajar el problema desde el principio, en la medida de lo posible. Con las siguientes orientaciones podrás, al menos, saber cómo reaccionar.


    Descansar es fundamental para llevar una vida sana y mucho más en los niños.

    Las causas por las que se producen las pesadillas son muchas y, en la mayoría de las ocasiones, muy difíciles de evitar, pero donde sí se pueden tomar medidas en el comportamiento cuando estas se producen.

    • Si el niño se despierta llorando, conviene ir a calmarlo y hacerle ver que no pasa nada, que es producto de su imaginación y que no se preocupe. Si le dejas que llore para ver si se calma por el mismo, se producirá el efecto contrario, ya que se angustiará más y la situación será mucho peor.
    • Si las pesadillas son frecuentes, se puede dejar una luz muy tenue encendida, de manera que se vaya a la cama más tranquilo, así como dejarle abrazado a un peluche cuando le des las buenas noches.
    • Algunas costumbres como cantar con él una canción antes de dormir o leerle cuentos en los que no aparezcan monstruos pueden ser muy beneficiosos para el niño.
    • Uno de los tópicos más habituales es pensar que los padres deben dormir con el niño cuando este tenga pesadillas, pero no es así. De hecho no es del todo recomendable, ya que el niño podría acostumbrarse hasta llegar un punto en el que si no es con sus padres no puede dormir, lo que no beneficiaría para nada al pequeño.

    Siguiendo estos consejos lograremos que las pesadillas se conviertan en un problema ocasional y no acaben desembocando en trastorno del sueño para los pequeños, ya que las horas de sueño son fundamentales para los niños para poder desempeñar todas las actividades que realizan al día y no estar continuamente cansados.

    582

    ESCRITO POR PUBLICADO EN Consejos prácticos para mamásMamáConsejos Bebés

    Navidad 2016

     
     
     
     
     
     
     
    Más populares