Navidad 2016

Primeros pasos del niño: ¿Qué zapatos elegir?

Primeros pasos del niño: ¿Qué zapatos elegir?

Primeros pasos del niño: ¿Qué zapatos elegir? ¿Tu pequeño está aprendiendo a caminar? Si es así es muy importante que prestes atención a la elección del calzado. Nosotros te orientamos cómo debe ser la suela, el material más adecuado o, por ejemplo, la puntera. ¡Toma nota!

por en Desarrollo y crecimiento del bebé, Mamá, Consejos Bebés, primeros meses bebé
Última actualización:
    Primeros pasos del niño: ¿Qué zapatos elegir?

    Primeros pasos del niño: ¿Qué zapatos elegir? Antes de que los niños den sus primeros pasos los niños lucen zapatos por una cuestión puramente estética. Sin embargo, cuando tu pequeño ya empieza a caminar hay que cambiar esta idea y pensar que la elección de un calzado adecuado en esos momentos es determinante para el desarrollo de tu hijo. La elección de un zapato inadecuado no solo puede afectar al pie del niño sino que además puede provocar dolencias en otras zonas de su cuerpo. Para evitarlo te ofrecemos, a continuación, algunas recomendaciones para saber qué zapatos elegir.

    Un niño requiere muchos cuidados y atenciones. Y nosotros nos vamos a centrar precisamente en el referido a los primeros pasos del bebé. En ese momento hay que acertar con el calzado que compras para evitar posibles daños en una zona sensible que está en pleno desarrollo y formación. ¡Qué lejos quedan ya aquellos preciosos patucos de ganchillo que usan los primeros meses! Si piensas ahora que cualquier zapato es apto, te equivocas. A continuación, te explicamos cuáles son las características que deben tener los zapatos de tu niño.

    • Características de la horma. Ésta debe ser recta. Una horma excesivamente inclinada, como la del calzado adulto, puede resultar perjudicial para el niño puesto que puede provocar deformaciones en sus dedos. ¿Quieres conocer un truco para saber si una horma es suficientemente recta? Mírala desde abajo. Si no distingues cuál es el zapato derecho o el izquierdo, ése es entonces una horma adecuada.
    • La puntera. En esta zona del pie hemos de prestar mucha atención al espacio que queda entre los dedos. No debes comprar un calzado que oprima los dedos del pie. Asimismo, la puntera ha de ser redonda y cerrada.
    • Cierre del zapato.

      Al comprar un zapato debes prestar mucha atención también a la sujeción del pie. Éste ha de quedar sujeto pero ha de contar con movilidad. Además, si el cierre está sobre el empeine o la lengüeta del zapato, mejor.

    • Forro. Para evitar que el zapato produzca heridas o rozaduras al niño hay que evitar el calzado con forro.
    • Contrafuerte. La sujeción trasera del zapato, también conocida como contrafuerte, no debe ser excesivamente rígida para facilitar la libertad de movimiento del tobilla y, además, que no cause heridas al niño. El contrafuerte debe llegar justo por encima del talón para que el pequeño pueda flexionar el tobillo. No es recomendable que el contrafuerte llegué más arriba de esta zona.
    • Características de la suela del zapato. Para evitar posibles caídas es conveniente que la suela del calzado que compres tenga un dibujo multidireccional. Respecto al material de la suela debe ser flexible y ligera y debe tener un grosor entre 3 y 5 milímetros.
    • Elección del material. Uno de los materiales más recomendables en calzado infantil es la piel. Si bien es cierto que es un material más caro también es otorga mayor flexibilidad y transpiración.

    Toma buena nota de todas estas recomendaciones acerca del calzado más adecuado para tus hijos para evitar futuros problemas como, por ejemplo, los pies planos.

    619

    ESCRITO POR PUBLICADO EN Desarrollo y crecimiento del bebéMamáConsejos Bebésprimeros meses bebé

    Navidad 2016

     
     
     
     
     
     
     
    Más populares