Navidad 2016

Pros y contras de la inseminación artificial

Pros y contras de la inseminación artificial

Antes de someterse a un tratamiento de reproducción asistida es fundamental conocer todos los pros y contras para estar seguros de la decisión.

    Pros y contras de la inseminación artificial

    La inseminación artificial es una técnica de reproducción asistida que consiste, básicamente, en colocar los espermatozoides, previamente seleccionados en el laboratorio, en el útero de la mujer. Espermatozoides que pueden proceder de la pareja (inseminación artificial conyugal) o de un donante de un banco de semen (inseminación artificial de donante). Para aumentar las posibilidades de conseguir el embarazo, antes de depositar los espermatozoides, la mujer se somete a una estimulación hormonal de los ovarios, controlando además el ciclo menstrual para saber cuáles son los días más propicios para la inseminación.

    La inseminación artificial es una de las técnicas a las que poder recurrir ante las dificultades para quedarse embarazada de manera natural. Se considera que hay un problema de esterilidad cuando el embarazo, pese a no tomar medidas anticonceptivas, se demora más de un año. Son muchas las causas que pueden estar detrás de la esterilidad, si bien uno de los principales factores de riesgo es la edad y, en concreto, la edad de la madre, ya que la reserva ovárica se reduce considerablemente a partir de una determinada edad. El hecho de que las mujeres retrasen la edad de maternidad -en España, de media las mujeres son madres a los 32- también reduce las probabilidades de un embarazo.

    La inseminación artificial, además de ser una de las técnicas más sencillas, es indolora y no requiere de anestesia.

    Otra de las ventajas de esta técnica es que, gracias al tratamiento hormonal, se puede calcular los días de ovulación de manera bastante precisa, lo que aumenta las posibilidades de éxito al realizar la inseminación. La inseminación artificial permite además ser madres a mujeres solteras o a parejas del mismo sexo.

    ¿Qué desventajas presenta la inseminación artificial? Las probabilidades de embarazo múltiple son mayores. De hecho, según datos médicos, en torno al 20% de los embarazos por inseminación artificial son gemelares, porcentaje que se reduce en el caso de trillizos (en torno al 5%). Otro riesgo a controlar es el embarazo ectópico, cuando el embrión se implante fuera de la cavidad uterina y, por último, el denominado síndrome de hiperestimulación ovárica, más frecuente en las mujeres diagnosticadas de ovarios poliquísticos. Es un trastorno por el cual los ovarios aumentan de tamaño.

    También te puede interesar: Cuándo acudir a un especialista en fertilidad y descubre los remedios naturales para potenciar la fertilidad de la pareja.

    523

    ESCRITO POR PUBLICADO EN EmbarazoFertilidad y ovulaciónMamáconsejos mamás

    Navidad 2016

     
     
     
     
     
     
     
    Más populares