Navidad 2016

Síndrome de Asperger en niños: Síntomas que debes reconocer

Síndrome de Asperger en niños: Síntomas que debes reconocer

El Síndrome de Asperger es a menudo confundido con la mala educación, por lo que es muy importante conocer sus síntomas para detectarlo.

por en Enfermedades bebes y niños, Mamá
    Síndrome de Asperger en niños: Síntomas que debes reconocer

    El síndrome de Asperger es mucho más común de lo que se cree. De hecho, afecta a 7 de cada 1.000 niños aproximadamente en una edad comprendida entre los 7 y los 16 años, y se da especialmente en los varones. No suele percibirse a simple vista, ya que el niño se muestra completamente normal. Sin embargo, es importante no pasar por alto aspectos como la dificultad a la hora de relacionarse con los demás o incluso comportamientos inadecuados, ya que en muchas ocasiones se confunde con la mala educación y en realidad se debe a que estos niños presentan un pensamiento totalmente lógico y no entienden de emociones. Si quieres saber más sobre el Síndrome de Asperger en niños, te mostramos los síntomas que debes reconocer para saber si tu hijo lo sufre.

    Los niños que sufren el síndrome de Asperger tienen grandes problemas para comprender las intenciones del resto de personas. Como ya hemos dicho, estos niños presentan un pensamiento totalmente lógico, por lo que les cuesta muchísimo identificar y entender los sentimientos. Pero eso sí, ellos suelen mostrar sus emociones de forma desproporcionada, llorando o saltando por cosas sin importancia.

    Siempre va a interpretar todo lo que le digan al pie de la letra, sin saber diferenciar un mensaje directo de un sarcasmo o una frase hecha. En estos casos se confundirá y cambiará de tema porque no entiende de qué se está hablando o qué es tan gracioso. Además, por su tipo de pensamiento desarrollará un lenguaje totalmente correcto, corriendo el riesgo de que lo califiquen de pedante.

    Los enunciados largos le traerán de cabeza y necesitará que se lo expliquen por partes para poder entenderlo. Esto hace que en ocasiones tarde demasiado en contestar o, incluso, no comprenda por qué se le ha castigado.

    Tampoco entiende por qué ha de seguirse un determinado patrón de comportamiento en lugares específicos, como el hecho de no poder gritar y saltar en una biblioteca.

    Con todo lo dicho anteriormente, el resto de niños lo detectarán como una persona pretenciosa a pesar de que todo lo que dice es sin malicia y con total sinceridad. A menudo tendrá que hacer frente a conflictos con sus compañeros, los cuales lo excluirán del grupo. Esto hará que evite el colegio, los deportes y todo tipo de actividades que conlleven un contacto social.

    Uno de los síntomas que más destacan a simple vista es la pobre coordinación motriz. Suelen tener problemas para atrapar una pelota, elaborar una escritura totalmente limpia o para vestirse, especialmente al abrocharse los botones de la camisa o atarse los cordones de los zapatos.

    ¿Qué te ha parecido este artículo? Te recomendamos encarecidamente que eches un vistazo a los beneficios que la educación psicomotriz puede tener en tu hijo.

    654

    ESCRITO POR PUBLICADO EN Enfermedades bebes y niñosMamá

    Navidad 2016

     
     
     
     
     
     
     
    Más populares