Navidad 2016

Sordera infantil: cómo detectarla a tiempo

Sordera infantil: cómo detectarla a tiempo

Sordera infantil: cómo detectarla a tiempo. Los bebés y niños de hasta unos cuatro años pueden tener problemas auditivos, los cuales se pueden detectar teniendo en cuenta una serie de señales de alerta que nos indican que no oyen bien.

por en Enfermedades bebes y niños, Mamá, Consejos Bebés, salud niños
Última actualización:

    Sordera infantil

    Sordera infantil: cómo detectarlo a tiempo. En los primeros meses de vida, un bebé no es capaz de relacionar las emociones que vive y lo que pueden significar, por lo que cuando tiene algún tipo de malestar, son los adultos los que deben identificar lo que les ocurre. Lo mismo pasa cuando tienen un trastorno en su aparato auditivo, que puede pasar desapercibido sin que seamos conscientes de ello. Por ello, puede llegar a que el niño tenga hasta unos dos o tres años y que no nos hayamos percatado de esa sordera parcial o completa, con lo que hoy te enseñaremos los síntomas que pueden tener los bebés o los niños en sus primeros años y que indiquen algún tipo de sordera.

    La sordera en bebés y niños puede ser algo habitual y que a veces pasa desapercibido para los adultos ya que en un principio los niños no saben identificar qué es lo que les ocurre. Pero es algo que debemos descubrir lo antes posible ya que esto puede suponer un retraso en su desarrollo cognitivo, dificultando la adquisición del lenguaje o las relaciones con su entorno, por ejemplo.

    A los bebés recién nacidos se les hace una prueba de cribado neonatal para la detección precoz de la sordera que no les causa molestia y que nos asegura que el bebé escucha bien.

    Pero puede ocurrir que el bebé tenga una pérdida posterior, por ejemplo debido a una meningitis, y por eso es necesario conocer las señales de alerta, las cuales varían dependiendo de la edad de nuestro hijo:

    • Si tiene entre 0 y 12 meses. Las señales que se dan en esta edad es que el niño no se sobresalte ante sonidos fuertes, que no emita él ningún sonido o no se gire cuando se oyen voces familiares, o que deje de balbucear y que de repente balbucee demasiado fuerte.
    • Si tiene unos 2 años. A esta edad ya debería decir papá o mamá, y atender a órdenes sencillas, por lo que si no lo hace puede que tenga algún problema auditivo.

      También son síntomas el que no atienda si le lees un cuento o si no sabe hacer frases de dos palabras.

    • Si tiene entre 3 y 4 años. Cuando tu hijo ya tiene más de tres años y no sabe contar algo de forma sencilla, cantar, o sigue haciendo demasiados ruidos que no se entienden, puede que tenga una falta de audición. Fíjate además si se acerca mucho para ver la televisión o sube demasiado el volumen, si no se relaciona demasiado con otros niños y hasta puede que se muestre agresivo (ya que el niño se siente frustrado) o que no conteste o pregunte mucho qué cuando se le hable.

    Todos estos síntomas los puedes percibir en tu hijo si tiene un problema auditivo, con lo que estate atenta para detectarlo cuando antes y poder ponerle remedio en caso de que necesite un logopeda o cualquier tratamiento audiológico.

    622

    ESCRITO POR PUBLICADO EN Enfermedades bebes y niñosMamáConsejos Bebéssalud niños

    Navidad 2016

     
     
     
     
     
     
     
    Más populares