Tener hijos inteligentes: Señales de que tu hijo es inteligente

Te ayudamos a entender las señales que indican que tu hijo es inteligente y te decimos qué hacer al respecto.

por , il

    Tener hijos inteligentes: Señales de que tu hijo es inteligente

    ¿Cómo saber si mi hijo es inteligente? ¿Cómo saber si su coeficiente intelectual está por encima de la media? ¿Qué significa tener hijos inteligentes? Muchas veces el fracaso escolar es indicativo de que un niño es muy listo y otras muchas se ve a través de cómo resuelven los menores situaciones cotidianas. Te hablamos sobre las señales que indican que tu hijo es inteligente.

    La inteligencia en los niños

    Empecemos primero de todo por definir la inteligencia, según varios investigadores, la inteligencia es “la capacidad para encontrar soluciones simples a problemas complejos”. Deducimos de esto que podemos averiguar si nuestro hijo es inteligente en el día a día y no solo mediante un test específico realizado en un momento concreto.

    Un niño con una gran inteligencia no es el que memoriza las cosas más rápido que el resto de los niños de su misma edad, sino el que sabe deducir de situaciones normales y de estados sentimentales para ser capaz de conectar cosas que a simple vista no tienen relación alguna, con el fin de resolver problemas y lograr el objetivo que se han marcado. Y sino recuerda esa frase que dice que si juzgamos a un pez por su habilidad para subir a los árboles, pasará toda su vida pensando que es un inútil.

    No se trata de niños superdotados, sino más bien de menores que saben estar atentos a su entorno y sacar provecho de él, algo que no es fácil, sobretodo en niños de corta edad. Una astucia que debemos reforzar en el ámbito académico y en el hogar, potenciando así sus capacidades cognitivas.

    Señales que indican que tu hijo es inteligente

    ¿Cómo saber entonces si un niño es inteligente? Prestando atención a estas señales.

    • La estimulación temprana. Bebés que saben coordinar sus movimientos desde que llegan a este mundo. Con tan solo 5 meses empiezan a vocalizar sonidos, señal de que comenzará a hablar a una edad bien temprana.
    • El lenguaje. Otra señal inequívoca de que el niño es muy inteligente es que habla con frases de más de tres palabras cuando los niños de su misma edad no lo hacen. Esta gran coordinación del lenguaje deja ver que las neuronas del menor tienen una perfecta conexión entre sí.
    • Los detalles. Los niños inteligentes prestan atención a los mínimos detalles y organizan sus cosas como si de una persona mayor se tratara. Tienden a su vez a preocuparse por su vestuario y quieren participar en todas las decisiones que se tomen en el hogar y en la escuela.
    • La concentración. Prestan una gran atención a la tarea que están realizando y no se distraen fácilmente con otra cosa. A su vez muestran interés en los juegos de lógica como el ajedrez o los naipes.
    • Tienen una gran memoria. Si tu pequeño es capaz de recordar lo que le sucedió cuando tenía tan solo 18 meses o un año de edad, es que tiene una inteligencia superior a la media. Estos niños suelen ser también más sensibles aunque no lo muestren a simple vista, por lo que hay que tener cuidado a la hora de hablar con ellos.
    • Necesitan actividad contínua. Los niños inteligentes necesitan constantemente estar haciendo cosas nuevas y diferentes que sacien su curiosidad. Prestan un mayor interés en materias como la ciencia y las matemáticas y se aburren en el colegio si están varios días con el mismo tema, no necesitan mucho tiempo para aprender algo nuevo, por lo que demandan cambiar de actividad muy a menudo.

    Qué hacer si tu hijo es inteligente

    John Lennon dijo una vez: “Cuando fui a la escuela me preguntaron qué quería ser de mayor. Yo respondí: ‘feliz’. Me dijeron que no había entendido la pregunta y yo les dije que ellos no entendían la vida”. De esto podemos deducir que si tu hijo es inteligente primero de todo debes apoyarle, luego tratar de entenderle y dejarle libertad para que actúe. Parece lógico y sencillo, pero bien sabrás que no es así. Los niños inteligentes son movidos, inquietos y en ocasiones, agotadores, por lo que seguirles el ritmo y dejarles margen para que su mente explore, es complicado.

    Los niños muy listos se plantean nuevos retos y no tienen miedo a salir de su zona de confort. Es por eso que los padres deben alentarle a que lo haga. Común es que maestros traten de que los niños piensen como ellos en lugar de por sí mismos, de que les hagan memorizar en lugar de entender y de que traten de dejar de lado el sentido práctico de la vida para centrase en el teórico. Si evitamos esto, los niños serán más inteligentes y sobretodo más felices.

    También te puede interesar: Ciencia: Los niños aprenden a través de las emociones y Inteligencia familiar: Consejos para criar niños fuertes