Navidad 2016

Vitaminas prenatales: Guía para saber cuáles necesitas y sus beneficios

Vitaminas prenatales: Guía para saber cuáles necesitas y sus beneficios

Hay momentos, como el embarazo, en los que podemos necesitar un aporte extra de nutrientes. ¿Cuáles?

por en Alimentación Embarazo, Embarazo, Mamá, consejos mamás
Última actualización:
    Vitaminas prenatales: Guía para saber cuáles necesitas y sus beneficios

    Lo primero que hay que señalar que es las vitaminas prenatales son un complemento, no un sustituto de los nutrientes que nos aportan los alimentos de una dieta sana y equilibrada. Dieta que, durante el embarazo, debemos vigilar aún más. Las vitaminas prenatales deben ser prescritas por el médico, siguiendo las indicaciones de dosis y duración. Se suelen recomendar en los casos en los que la madre tiene alguna restricción dietética (por ejemplo, ser intolerante a la lactosa) o cuando se debe aumentar la ingesta de algunos nutrientes en la dieta, especialmente el hierro y el ácido fólico (esencial para prevenir problemas de malformaciones del tubo neural como espina bífida). También se suelen prescribir en los casos de embarazo múltiple, cuando la madre presenta anemia o carencia de vitaminas y minerales o cuando la futura madre sigue una dieta vegana o vegetariana, que puede hacer que el aporte de nutrientes sea insuficiente durante el embarazo. ¿Cuáles son las vitaminas prenatales que realmente se necesitan en el embarazo?

    Durante el embarazo aumentan las necesidades de proteínas, vitaminas y minerales, por lo que la dieta debe garantizar los nutrientes en cantidades suficientes para el desarrollo del feto durante la gestación. Sin embargo, en determinadas ocasiones es necesario recurrir a los suplementos o vitaminas prenatales. Siguiendo las recomendaciones de los expertos, además de seguir una dieta equilibrada, éstas son los suplementos prenatales más recomendados:

    • Vitamina A: Interviene en el desarrollo de las mucosas y piel del futuro bebé.
    • Ácido fólico: Es recomendable tomar un suplemento de ácido fólico (400 microgramos) durante el primer trimestre de embarazo y, si planificas quedarte embarazada, empezar a tomar un mes antes de la concepción.
    • Vitamina B: Fundamentales para que las células se desarrollen, y además ayudan a evitar las molestas náuseas durante el embarazo.
    • Vitamina C: Una fuente extraordinaria de antioxidantes que aumenta las defensas.

    • Vitamina D: Interviene en la mineralización de los huesos y dientes.
    • Vitamina E: Una vitamina esencial para la formación de los tejidos.
    • Hierro: Fundamental durante el embarazo mantener el aporte diario de hierro, otro nutriente que también está presente en los complementos vitamínicos prenatales. Entre otros, previene problemas de anemia, favorece la producción de glóbulos rojos y evita el bajo peso al nacer.
    • Calcio: Tan importante como el hierro o más, ya que este mineral es esencial para los dientes y para los huesos. También presente en suplementos vitamínicos prenatales.
    • Magnesio: Este minerales, también presente en los complementos vitamínicos para embarazadas, ayuda a evitar los molestos calambres.

    También te puede interesar: 10 alimentos que debes evitar en el embarazo y descubre qué es la pregorexia o el miedo a engordar durante el embarazo.

    603

    ESCRITO POR PUBLICADO EN Alimentación EmbarazoEmbarazoMamáconsejos mamás

    Navidad 2016

     
     
     
     
     
     
     
    Más populares