3 deliciosas recetas para el desayuno con pocos carbohidratos

3 deliciosas recetas para el desayuno con pocos carbohidratos

Te presentamos 3 deliciosas recetas para el desayuno con pocos carbohidratos. ¡Seguro que te encantan!

por en Cocina, Ocio
Última actualización: Jueves 02/06/2016 07:17

    3 deliciosas recetas para el desayuno con pocos carbohidratos 48x48 ¿Estás buscando recetas deliciosas para el desayuno con pocos carbohidratos? Los estudios han demostrado que evitar comer carbohidratos en el desayuno puede ayudar a reducir los niveles de azúcar en la sangre y, por tanto, también te ayuda a perder peso.

    La mala alimentación por la mañana, también tiene un impacto negativo sobre la condición mental y física del cuerpo y los efectos sobre nuestro bienestar pueden ser diferentes. El páncreas, por ejemplo, se ve obligado a aumentar significativamente la producción de insulina, para eliminar los azúcares en el exceso y convertirlos en grasa. Comer carbohidratos en el desayuno conduce inevitablemente a volver a tener hambre, y la fatiga y los dolores de cabeza pueden ser frecuentes.

    Yogur y fruta 48x48 Comer alimentos con bajo índice glucémico y alto contenido en proteínas es la mejor manera de empezar el día. ¿Un ejemplo? Un yogur bajo en grasa con un poco de muesli y fruta fresca. Esta receta será capaz de proporcionar un alto contenido de fibra, proteínas, minerales y vitaminas. También puedes añadir una cucharada de nueces o almendras para otra dosis de proteínas y grasas saludables y unos pocos arándanos, fresas o frambuesas como fruta fresca. Para que sea más sabroso, añade un poco de canela.

    Leche de almendras fruta calabaza y quinua 48x48 Para evitar una alteración de la glucemia causada por el exceso de carbohidratos en el desayuno, y así reducir el riesgo de contraer enfermedades como la diabetes y el sobrepeso, debes hacer un desayuno equilibrado que proporcione al cuerpo la cantidad adecuada de nutrientes esenciales y darle energía sin aumentar los niveles de azúcar. Como opción, leche, calabaza, quinua y arándanos. La quinua tiene diferentes propiedades nutricionales, tiene un índice glucémico bajo y es rica en fibra y proteínas, además de estar libre de gluten. Puedes hornear media taza de quinua, añadiendo media taza de leche de almendras, un cuarto de taza de puré de calabaza y una cuarta parte de los arándanos. Añade una cucharadita de canela y unas pocas nueces o almendras.

    Semillas de chía leche 48x48 Por último, se puede preparar un desayuno con 15 gramos de semillas de chía, leche de soja o de almendras, dos nueces y un poco de manzana. Mueve la leche con semillas de chía y deja enfriar en la nevera durante la noche. A la mañana siguiente, añade las nueces y la manzana. Además, si lo prefieres, puedes agregar bayas.

    625