Ciencia: Cómo debes hablar con tu perro

La comunicación es fundamental incluso entre especies, aunque según la ciencia debe hacerse de modo particular. Descubre cómo debes hablar con perros.

por , il

    Ciencia: Cómo debes hablar con tu perro

    Las afortunadas que contamos con una mascota en casa sabemos muy bien que son capaces de entender todo lo que les decimos, aunque a veces quieran despistarnos y hagan como que no nos entienden. Y es que, efectivamente, los perros comprenden a la perfección lo que queremos decirles. Sin embargo, para quien nunca ha tenido un cachorro en casa puede resultar complicado saber cómo hacerlo a tiempo. Te contamos cómo debes hablar con tu perro según la ciencia.

    ¿Lo perros nos entienden?

    Los animales no cuentan con un lenguaje tan avanzado como el del ser humano, pero eso no quita que no tengan su propio código para comunicarse entre ellos, e incluso entre distintas especies. No obstante, recientes estudios han confirmado que los perros son uno de los pocos animales capaces de comprender la comunicación humana, siendo la raza que más información puede descifrar.

    Estas habilidades comunicativas de los cánidos se ha dado precisamente por la adaptación al medio, ya que desde hace miles de años han sido vistos como animales de compañía. Tanto es así que incluso algunos expertos comparan el conocimiento que adquiere un perro con el de un niño de 4 años aproximadamente.

    ¿Cómo hablar a tu perro?

    Llegados a este punto cabe señalar que los perros nos entienden, pero sólo si les hablamos de una forma particular en la que reine la sencillez. Tanto si tienes un perro adulto como un cachorro en casa, tendrás que aprender todas las técnicas para utilizarlas en consecuencia.

    Con palabras

    ¿Alguna vez te has fijado en que cuando hablas a un perro lo haces de forma distinta a cuando hablas con otra persona? De hecho, solemos hacer lo mismo que cuando hablamos a un niño pequeño: utilizar un tono más agudo y simplificar las frases. Esto, que parece un acto reflejo, lo hacemos precisamente porque dentro de nuestro código comunicativo se entiende que un tono agudo llama más la atención que uno grave, y si a eso le sumamos que los cánidos cuentan con un sistema auditivo especializado en este tipo de sonidos, nos toparemos con el efecto esperado.

    Con gestos

    Otra habilidad comunicativa que separa a los perros del resto de animales es que son capaces de entender directrices espaciales. Es decir, cuando señalamos un objeto o una dirección entiende que queremos que se acerque o inspeccione. Esta técnica es realmente efectiva para quienes estén adiestrando a su mascota y sólo deberán tener en cuenta mantener el contacto visual a la par que utilizas, como ya se ha dicho anteriormente, un tono agudo.

    Utilizando estas sencillas directrices conseguirás no sólo amaestrar a tu cachorro, sino también a comprenderlo y dirigirte a él correctamente durante toda la vida. ¡Comprobado!

    ¿Qué te ha parecido este artículo? Te recomendamos que también eches un vistazo a lo que dice la ciencia sobre los perros y el amor.