Navidad 2016

Cómo afecta el calor a tu trabajo: claves para rendir más en verano

Cómo afecta el calor a tu trabajo: claves para rendir más en verano

Llega el calor y con él las jornadas interminables en el trabajo y los días que no cunden. Te contamos como aprovechar el tiempo en verano.

por en Ocio, Trabajo Mujer, Consejos Trabajo Mujer
Última actualización:
    Cómo afecta el calor a tu trabajo: claves para rendir más en verano

    Con la llegada del calor nuestra productividad en el trabajo puede verse afectada y es que las altas temperaturas (o el frío excesivo de los aires acondicionados) nos ponen muy difícil rendir como siempre. Nos cuesta concentrarnos, estamos más cansados porque nos cuesta conciliar el sueño y no vemos el momento de que lleguen las vacaciones. Te damos 7 claves para que aproveches al máximo tu jornada laboral y puedas cogerte unos días libres habiendo hecho los deberes.

    Tan malo es trabajar con calor extremo como hacerlo con el chorro del aire acondicionado cayendo directamente sobre tu espalda. Lo ideal es que la temperatura se encuentre entre los 23 y los 24° C. Son muchas las riñas de oficina que se dan por este tema pero hay que llegar a acuerdos que satisfagan a todos.

    Con el agua siempre vas a acertar, ya sabes que lo recomendable es beber entre 1,5 y 2 litros diarios así que ten una botella fresca (que no fría o helada) siempre a mano, quita más el calor. Evita las bebidas calientes y los refrescos con cafeína o excesivamente azucarados.

    Al menos hasta que las temperaturas bajen un poco es mejor tomar comidas ligeras como el gazpacho, las ensaladas y la fruta. Imagina una digestión pesada a más de 30° C y sin poder echarte la siesta. Mala idea.

    En muchos casos es imposible porque las empresas no lo permiten, pero siempre que puedas elije esta forma de trabajar. Hay que madrugar más, sí, pero tendrás toda la tarde libre para descansar y también para disfrutar de la estación más alegre del año.

    Cada vez las empresas se muestran más abiertas con la vestimenta de sus empleados, sobre todo si no tienen que trabajar de cara al público. En la medida de lo posible utiliza prendas ligeras que te permitan moverte libremente y que den el calor justo. Llevar los pies al aire es la mejor medida para que se hinchen lo menos posible. Eso sí, recuerda que ir fresquita no implica sacrificar el buen gusto.

    Tú conoces mejor que nadie tus ritmos de trabajo y sabes a qué horas eres más productiva. Reserva las tareas más complejas para esos momentos y dedica el resto del día a otras más sencillas que no te supongan tanto esfuerzo.

    Cambia el fondo gris de la pantalla de tu ordenador por una imagen sacada de Internet del sitio en el que vayas a pasar tus vacaciones. Así, cada vez que lo veas, tu cabeza se llenará de pensamientos positivos y te olvidarás del calor por un rato.

    También te puede interesar: 7 hábitos que te hacen ser más productiva en el trabajo y Consejos para decantarte por un trabajo.

    637

    ESCRITO POR PUBLICADO EN OcioTrabajo MujerConsejos Trabajo Mujer

    Navidad 2016

     
     
     
     
     
     
     
    Más populares