Los libros más vendidos del 2016

La literatura en formato físico sigue de lo más viva. Si no te lo crees, mira nuestra lista de los libros más vendidos del 2016.

por , il

    Los libros más vendidos del 2016

    ¡Extra, extra! ¡La gente sigue comprando libros! No, ebooks no, ¡libros! No, no es ninguna app. Libros, ¡libros! No se pueden descargar, son libros. Físicos, de papel, con letras encima. No, nada de enlaces. ¡Libros! ¡Novelas! No, ¡no tienen HDMI!

    A la gente se le ha olvidado lo que son. No es de extrañar. Si en la sección de librería encontramos más rostros de personajes televisivos que literarios, es normal que la gente piense que se ha equivocado de sección y al final no compre ningún libro. ¡BOOM! Sorpresa.

    Resulta una tarea engorrosa tener que rebuscar, entre ejemplares de las memorias de Belén Esteban, la última novela de Javier Cercas. Es como meter las manos en el fango esperando encontrar un diamante en el fondo. El problema es que a veces lo encuentras, pero a veces no, y te has embarrado para nada. Te sientes sucio, utilizado. Vas a casa y te das una ducha larga mientras tiemblas en cuclillas. ¿Por qué? ¿Por qué? Te preguntas. Y en alguna parte del mundo, un directivo de El Corte Inglés se parte la caja con tu sufrimiento.

    Pero, por muy difícil que se lo pongan, ¡los libros siguen vivos! A base de compras eventuales reanimamos a una industria que, aunque por un lado puede parecer moribunda, por otro, como veremos a continuación, está más viva que nunca.

    Harry Potter y el legado maldito, de J.K. Rowling, Jack Thorne y John Tiffany

    El primer puesto no sorprenderá a nadie. Estaba claro que el regreso de la saga Potter atraería a una horda de compradores a las librerías de todo el mundo. Y así ha sido. Sin embargo, no todo es luz y color para la nueva entrega de historias sobre el niño que sobrevivió. Por un lado, se trata de una obra de teatro que realmente no es una continuación directa de la saga Harry Potter (su historia ya concluyó con Harry Potter y las reliquias de la muerte). Además, muchos afirman que el principal autor del libro es Jack Thorne, y no queda muy claro que ha aportado exactamente J. K. Rowling. Sea como sea, hay que agradecerle a Harry Potter su inmensa hazaña: conseguir que, libro tras libro, muchísima gente se interese por la lectura.

    When Breath Becomes Air, de Paul Kalanithi

    El escrito autobiográfico de Paul Kalanithi se queda con el segundo puesto. Se trata del único libro de no ficción y autobiográfico del autor, que narra sus memorias vitales y su lucha contra un cáncer de pulmón en fase cuatro. Una obra dura y cargada de realismo que se sale de la línea ensayística del autor. Durante varias semanas, ocupó un lugar en la lista de los bestsellers de no ficción de The New York Times.

    The Whistler, de John Grisham

    Qué bien le viene Stephen King a John Grisham. King le quita el puesto e Escritor más pesado de todos los tiempos. Supongo que escribir siempre sobre lo mismo no debe cansar si los resultados siempre son tan buenos, ¿verdad, Mr. Grisham? Su última novela TAMBIÉN va sobre juicios y abogados. Y TAMBIÉN es un éxito.