Navidad 2016

Decoración, ideas regalo, moda y tendencias para las fiestas navideñas.

Reyes Magos: cómo y cuándo decirles la verdad a tus hijos

Reyes Magos: cómo y cuándo decirles la verdad a tus hijos

Reyes Magos: cómo y cuándo decirles la verdad a tus hijos. Llega un momento en la vida que hay que explicarles a los hijos que en verdad no existen los Reyes Magos. No hay un momento exacto, pero ese día llegará, incluso el propio niños empezará a sospechar y hacer preguntas.

por en Curiosidades, Navidad, Ocio, Educación niños
Última actualización:
    Reyes Magos: cómo y cuándo decirles la verdad a tus hijos

    Reyes Magos: cómo y cuándo decirles la verdad a tus hijos. La llegada de los Reyes Magos desde el lejano Oriente para dejar los regalos de navidad, es uno de los días más deseados por los niños en estas fechas. Pero no solo a los niños les hace ilusión que lleguen Melchor, Gaspar y Baltasar, sino que los padres también viven con gran emoción el momento en el que a sus hijos se les ilumina la cara al ver el salón repleto de juguetes que los Reyes les han traído. Pero esta sensación no puede durar eternamente, porque los hijos crecen y llega el momento en el que deben conocer la verdad. No hay unas pautas específicas ni un momento determinado para contarlo, pero antes o después es un tema que hay que hablar con los hijos.

    Uno de los momentos más emocionantes durante las navidades es cuando los pequeños de la casa escriben sus cartas a los Reyes Magos. Disfrutan ellos y disfrutan los padres, pero llega un momento en su vida en el que esta ilusión se va a acabar y dejarán de creer en los Reyes Magos, Papá Noel, el Ratoncito Pérez, o cualquier ser que nunca vemos pero que de pequeños creemos incondicionalmente en ellos.


    Cuando llega el momento de contarles a tus hijos que en realidad los Reyes Magos son los padres hay que armarse de paciencia y tener en cuenta que pueden pasar muchas cosas. Lo mejor es hacerlo poco a poco para que vayan asimilando la información, ya que en ese momento puede que se estén desmoronando unas creencias que ellos tenían muy firmes.

    Muchas veces son los propios hijos los que preguntan si de verdad existen o no, por lo que en ese caso lo tienes fácil, ya que él ha dado el paso más difícil, introducir el tema. En estos casos sólo tienes que explicarle lo que ocurre de verdad.

    Puede pasar que se enfaden al descubrirlo y que consideren que se han sentido engañados durante todo este tiempo. Muchas veces nos preguntamos por qué mienten los hijos, pues ellos también lo hacen cuando los que mienten son los adultos, a pesar de que infinidad de veces les han insistido a ellos en que eso está mal.

    Si ves que tu hijo no acaba de creérselo dale tiempo, ya lo asimilará. Igual te ayuda decirle que el ya es mayor y que debía saber la verdad pero que debe guardar el secreto porque tiene hermanos pequeños o primos que aún siguen creyendo en ellos.

    Es una forma de acercarte a él porque se sentirá importante y verá que le valoras.


    No existe una edad concreta en la que hacer esta confesión, sino que ello sólo surgirá, pero el desarrollo psicológico de los niños suele ser igual para todos y puede servir para orientarnos.

    Hasta los 5 años, los niños no diferencian entre la fantasía y la realidad, por lo que en su mente predomina el pensamiento mágico, y es por eso que creen en los personajes de cuentos, en las hadas, los fantasmas, etc. Esto es totalmente sano y bueno para su desarrollo por lo que es lógico que a estas edades crean fielmente en los Reyes Magos.

    A partir de los 7 u 8 años es cuando empiezan a pensar más por sí mismos y pueden llegar las primeras sospechas sobre la existencia verdadera de los Reyes Magos, o seres mágicos de este tipo. Ver los anuncios en la televisión, la gente comprando juguetes en los centros comerciales, hablar del tema con otros niños… puede hacer que tus hijos lleguen por sí solos a la conclusión de que en verdad no existen.

    Como ya hemos dicho no hay edad exacta, pero por otro lado, los padres deben asumir que los hijos crecen y se hacen mayores y que llegará un día en que la magia de los Reyes Magos tenga que desaparecer.

    857

    ESCRITO POR PUBLICADO EN CuriosidadesNavidadOcioEducación niños