Navidad 2016

Ventanas con encaje DIY para tener privacidad

Ventanas con encaje DIY para tener privacidad

¿Tus vecinos cotillean tu casa cada vez que subes las persianas? Haz tú misma unas ventanas con encaje DIY para tener privacidad y decorar a la vez.

por en Decoración y bricolaje, Hazlo Tú Misma, Ocio
Última actualización:
    Ventanas con encaje DIY para tener privacidad

    Dejar pasar la luz del día por las ventanas es una de las cosas que llenan nuestro espíritu y dan alegría a nuestro hogar. Pero a quienes adoramos bañar nuestra casa con la luz del sol sabemos cuál es el principal inconveniente: la pérdida de intimidad. Y es que cualquier vecino podrá ver todo lo que hay en tu habitación, tanto si quieres como si no. Y eso, evidentemente, lo que no es plato de buen gusto para nadie. Para solucionarlo te mostramos cómo hacer unas ventanas con encaje DIY para tener privacidad y decorar tu hogar a la vez. ¡Te van a encantar!

    • Tela de encaje
    • Tijeras
    • Pegamento con almidón
    • Brocha

    ventencaj 48x48

    Lo primero que debes hacer antes de nada es medir tus ventanas y comprar la tela de encaje con una medida ligeramente superior para que no se nos quede corta. Una vez hayas conseguido la que más te guste, vuelve a medir y recorta justo a la medida que necesites.
    A continuación habrá llegado el momento de pegarla a la ventana. En este DIY recomendamos el uso de pegamento con almidón porque es el único con el que podrás despegar el encaje y cambiarlo por otro en caso de que te hayas cansado de él, lo cual es ideal especialmente para aquellas personas que no quieran dejar esta decoración definitivamente. Puedes conseguirlo en tiendas de bricolaje especializadas o prepararla tú misma mezclando almidón con agua hasta obtener una pasta líquida.
    Extiende el pegamento por la parte interna del cristal con ayuda de una brocha y coloca la tela con mucho cuidado.

    Si se ha quedado arrugada en alguna parte sólo tendrás que ajustarla con la brocha para situarla correctamente. Por último, aplica otra capa de pegamento sobre el encaje con cuidado de no volver a arrugarlo. ¡Y listo! Ya tendrás preparada tu ventana de encaje para tener intimidad. ¡Nunca más volverán a mirar dentro de tu casa!

    ¿Qué te ha parecido este DIY? Te recomendamos que también eches un vistazo a algunas ideas para crear tu estilo a la hora de vestir ventanas, como unas cortinas de cocina DIY fáciles o unas cortinas romanas hechas por ti misma.

    496

    ESCRITO POR PUBLICADO EN Decoración y bricolajeHazlo Tú MismaOcio

    Navidad 2016

     
     
     
     
     
     
     
    Más populares