Beso blanco: Qué es y peligros de hacerlo

El beso blanco es la nueva práctica sexual que hace furor en internet. Pero no es tan segura como parece. Si quieres conocer los riesgos, continúa leyendo

por , il

    Beso blanco: Qué es y peligros de hacerlo

    El beso blanco es la transmisión del semen desde la boca de la mujer a la del hombre tras la eyaculación de este en una felación. Esta práctica puede en principio parecer segura, pero entraña muchos más peligros de los que la gente conoce y hay que poner especial atención en ellos y saber cómo practicarlo para no verse afectado por ellos. A continuación te desvelamos los peligros de hacer un beso blanco y cómo puedes evitarlos.

    Peligros de practicar un beso blanco

    Existe una creencia generalizada sobre la práctica de sexo oral y su seguridad respecto al sexo convencional. Esto es totalmente falso, ya que aunque no exista peligro de embarazo sigue existiendo riesgo de contraer determinadas enfermedades de transmisión sexual. Este contagio se realiza a través de los pequeños cortes que existen en la cavidad bucal y las encías. Virus como el de inmunodeficiencia adquirida o SIDA y la bacteria provocadora de la sífilis pueden acceder a nuestro organismo a través de esta vía ya que se encuentran en el interior de los espermatozoides contenidos en la eyaculación.

    Con el beso blanco además el riesgo aumenta, ya que no sólo corre peligro la mujer que practica la felación y recibe el semen en su boca sino que, además también tras una práctica continuada en el tiempo acaba corriendo riesgo el hombre. Esto se debe a que, una vez hecho el beso blanco la chica puede quedar contagiada y a posteriormente contagiar al hombre a través de las células sanguíneas que quedan alojadas en el semen y que de otra forma (Con un beso tradicional) no podrían contagiar por el escaso recuento de carga viral que se transmite con la saliva.

    El beso blanco no solo es capaz de transmitir sífilis o sida sino también otro tipo de enfermedades de transmisión sexual como sexual

    Cómo practicar de forma segura un beso blanco

    No existe una práctica segura de esta técnica más allá del conocimiento de la pareja sexual. Si tienes una pareja estable y ambos tenéis la certeza de no tener ninguna enfermedad de transmisión sexual. Podéis practicar libremente no solo esta práctica sino también cualquier tipo de sexo sin protección. Este es el método además que utilizan en las películas pornográficas para la prevención de este tipo de enfermedades, los análisis médicos.

    Sexo seguro ante todo

    Independientemente de si tientes una pareja estable con la que puedas practicar sexo sin protección, o lo practiques con una cita de un día. La seguridad siempre debe ser un factor muy presente a la hora de mantener cualquier tipo de práctica sexual aunque esta no incluya la penetración. Así que, ya sabes siempre que sea seguro, el sexo es bueno.