Misofilia: Cuando la ropa sucia resulta excitante

Existen infinidad de filias desconocidas que pueden resultar cuanto menos curiosas y en muchos casos excitantes. Te contamos qué es la misofilia.

por , il - Última actualización

    Misofilia: Cuando la ropa sucia resulta excitante

    La palabra filia en sí, significa la excitación o atracción por algo determinado, de hecho es el antónimo a la palabra fobia (miedo sobre algo en concreto). Últimamente, este tipo de atracción sexual hacia la ropa sucia, llamada misofilia, ha cobrado bastante protagonismo a través de su aparición en la serie de Netflix, Orange is the New Black. Además es un placer inofensivo ya que se practica en concordancia y respeto sin suponer ningún tipo de vejación o problema de salud para ninguna de las dos partes.

    Feromonas del sexo

    Las personas segregan una sustancia química llamada feromonas que está diseñada para atraer y excitar a los demás. Esta sustancia se encuentra en los fluidos corporales y es por eso que en algunas ocasiones el olor de la persona que te gusta puede resultar atrayente y su ropa sucia excitante. A continuación vamos a descubrirte la misofilia, un fetiche sexual que está cada vez más extendido:

    Bragas sucias

    Uno de los símbolos por antonomasia de la misofilia es el fetiche de la ropa interior sucia. El caso más conocido es la excitación masculina a través de bragas, ligas o incluso medias usadas. Este gusto es algo más normal de lo que se piensa, ya que un gran número de hombres se siente atraído por los olores corporales de las mujeres. La base de que esto sea así, reside en una parte del cerebro llamada bulbo raquídeo en el que se sintetizan las respuestas hormonales asociadas a la reproducción. Este tipo de atracción no debe suponer ningún tabú ya que es algo totalmente natural, que bien como se señalaba anteriormente no supone ningún perjuicio para ninguna de las partes implicadas.

    Fidelizar a través del olor

    Una buena aplicación positiva a este tipo de atracción, es la de la identificación de la pareja sexual. El hecho de que al hombre le guste deleitarse con el olor corporal es una respuesta química producida por el cerebro en la fase de enamoramiento. Ya que a través de este aroma puede sentir presente a su pareja sexual durante unos instantes. Por lo tanto, una buena manera de mantener a tu chico enganchado a tu esencia natural, puede ser ceder a estos juegos aromáticos que pueden tener cierta analogía con la cata de vinos. No todos los vinos son iguales, pero el aroma de un buen vino puede hacer perder la cabeza a quien lo airea.

    Si a tu pareja le atrae

    Si tu pareja tiene misofilia, no debes preocuparte en absoluto, al contrario, es algo muy positivo que podéis practicar en pareja y de forma sencillamente económica. Cede a su juego entrégale tu ropa interior o mejor aún, haz que se gane tu aroma a través de alguna prueba o juego sexual. Esta excitación supondrá un valor añadido, algo que difícilmente podrá olvidar y por supuesto un vínculo de confianza hacia tu persona muy sólido e inquebrantable.

    Fuera tabúes

    Independientemente de los juegos que asociéis a este tipo de práctica sexual, lo importante es no tener miedo a dar rienda suelta a la experimentación pues el peor enemigo de la pareja es siempre la rutina y el aburrimiento sexual. Anímate incluso a probarlo, pues puede resultar muy placentero asociar determinados aromas suaves a noches de sexo y desenfreno.

    Viajes y vacaciones