Navidad 2016

Vivir y trabajar juntos: cómo llevarlo de la mejor manera

Vivir y trabajar juntos: cómo llevarlo de la mejor manera

Vivir y trabajar juntos: cómo llevarlo de la mejor manera. Con los tiempos que corren muchas parejas optan por crear su propio negocio y que ambos trabajen en él. Para ello se han de establecer y cumplir una serie de normas, ya que de no hacerlo puede que esta relación laboral provoque enfrentamientos en el ámbito personal de la pareja.

por en Pareja, Relación De Pareja, Consejos Pareja, estar juntos
Última actualización:

    Parejas que trabajan juntas

    Vivir y trabajar juntos: cómo llevarlo de la mejor manera. Siempre hemos oído, que lo peor de las relaciones o que los momentos más difíciles de pareja se pasan durante la convivencia. Mientras mantenemos una relación de noviazgo todo parece perfecto, hasta que llega el momento de convivir con las manías de la otra persona y el día a día. Por si permanecer en casa juntos para algunas parejas se hace duro ¿cómo se puede compaginar convivir y trabajar en el mismo sitio? Es decir, no solamente estar con tu pareja en el momento en que llegas a casa sino que fuera de ella, durante tu jornada laboral, seguís estando juntos. ¿Cómo llevarlo de la mejor forma posible para que no afecte a vuestra relación?

    Las relaciones son harto complejas. Por supuesto cada pareja es un mundo aparte y lo que parece tan simple para algunas, para otras supone un gran esfuerzo. Y es que todas las personas entre sí somos diferentes y por supuesto, en cuanto a las relaciones de pareja se refiere también lo somos.

    En los tiempos que corren cada vez son más las parejas que se lanzan a crear una empresa por ellos mismos. Lo que implica que los problemas laborales y los personales se pueden mezclar sin saber distinguir qué es lo profesional y qué no.

    Estar en el día a día con la pareja, puede suponer para muchas personas un contraste muy fuerte y sentimiento de falta de espacio personal. Por eso, y porque aunque el roce hace el cariño también influye en las relaciones de manera negativa, es por lo que en verano se producen mayores rupturas sentimentales.

    Frente a los problemas que genera tal tipo de convivencia profesional y personal muchas parejas optan por tomarse un tiempo de reflexión, sin embargo ¿cómo hacerlo si el trabajo es conjunto?

    Son muchas las complicaciones que genera realizar ambas cosas a la vez, aunque para aquellas que saben compaginarlas es la mayor de las satisfacciones, ya que compartir todos y cada uno de los momentos de tu vida con la persona que quieres no tiene precio.


    En primer lugar hay que saber diferenciar el trabajo de las relaciones personales una vez que se ha acabado la jornada laboral. Aunque es sumamente difícil, y como decimos muchas veces, la teoría es una cosa y la práctica otra, lo que ocurre en el trabajo ha de dejarse en el puesto de trabajo y no llevarse los problemas laborales al ámbito personal.

    Cuando en una pareja se discute en el ámbito familiar, es muy difícil que al llegar al puesto de trabajo en el que ambos comparten espacio y negocio, la situación varíe y se comporten como si no ha ocurrido nada horas atrás.

    Sin embargo, el no cambiar el comportamiento puede influir en el negocio y en la imagen que se dé de cara a los clientes o resto de trabajadores.

    Por otro lado, en las relaciones laborales una de las personas toma la iniciativa de ser la autoridad de la empresa, y esto es harto difícil de asimilar en muchas parejas pues que no acatamos las órdenes igual de nuestra pareja que de un extraño.

    Por otro lado, la comunicación tiende a enfriarse en las parejas que trabajan juntas ya que cuando trabajamos en lugares diferentes, sentimos una vía de escape al llegar a casa y contar nuestros conflictos laborales a nuestra pareja. En el caso de trabajar juntos, es muy difícil comentar tu situación de frustración en el trabajo cuando puede que la persona causante de ello sea tu propia pareja. Por este motivo se deberían fijar unas normas y evitar a toda costa los enfrentamientos.

    Evitar los enfrentamientos no implica que aquello que nos siente mal deba ser omitido, todo lo contrario, sino que con comunicación y respeto se pueda llegar a un acuerdo mutuo. Esta ha de ser fluida y sobre todo respetuosa. No olvidéis que la persona con la que trabajáis codo con codo es la persona más importante de tu vida. No hagáis que un negocio estropee vuestra relación.

    855

    ESCRITO POR PUBLICADO EN ParejaRelación De ParejaConsejos Parejaestar juntos

    Navidad 2016

     
     
     
     
     
     
     
    Más populares