Navidad 2016

10 síntomas de salud que no debes pasar por alto

10 síntomas de salud que no debes pasar por alto

10 síntomas de salud que no debes pasar por alto. ¿Te duele el estómago?, ¿tienes una tos que no se va?, ¿te duele la cabeza? Pueden parecer leves, pero también pueden ser indicativos de diversas dolencias.

por en Enfermedades frecuentes, Prevención, Salud de Mujer, Consejos Salud
Última actualización:

    sintomas salud

    ¿Te duele el estómago?, ¿has perdido el apetito?, ¿te duele la cabeza?, ¿tienes una tos que no se va? Si es tu caso, aunque no hay que alarmarse, tampoco hay que subestimar estos síntomas, porque pueden ser indicativos de que algo no va bien. Descubre los 10 síntomas de salud que no debes pasar por alto.


    En principio, se trata de síntomas leves y pasajeros, pero una misma molestia puede ser indicativa de distintas dolencias, por lo que conviene prestarles atención. Así, por ejemplo, el dolor de cabeza puede deberse a cansancio o al hecho de no haber comido bien, pero también puede ser síntoma de un problema hormonal e, incluso, de un derrame cerebral. Es decir, aunque pensemos que no tiene importancia, por prevención conviene consultar siempre al médico si notamos que algo no va bien. Este es el decálogo de los síntomas de salud que no debemos pasar por alto.

    1. Dolor de estómago: El dolor de estómago puede ser síntoma de intolerancia al gluten, pero también de una úlcera o de un ataque de apendicitis. En este caso, las molestias se suelen acompañar de vómitos o náuseas. El dolor, inicialmente en la boca del estómago, se traslada a la derecha del abdomen.
    2. Pérdida de apetito: Es uno de los síntomas iniciales de las intolerancias alimentarias, pero también puede ser indicativo de gastritis o de hepatitis. Si no hay una causa aparente para la pérdida de apetito, consulta con el médico para encontrar la causa. No te obligues a comer, y mientras tanto procura tomar alimentos sanos.
    3. Toser sangre: Cuando aparece al toser o mezclado con la mucosidad, hay que consultar de manera urgente al médico, ya que en la mayoría de los casos esta relacionada con un problema de pulmón. Toser sangre o moco con sangre se denomina hemoptisis y conviene ser tratado lo más rápido posible.
    4. Dolor de cabeza: Son muchas las causas que pueden provocar dolor de cabeza, desde problemas de vista cansada (exceso de trabajo, uso abusido del ordenador o de otros dispositivos tecnológicos), a la sinusitis, alergias, gripes, resfriados e, incluso, el síndrome premenstrual. El dolor de cabeza también puede aparecer al realizar un esfuerzo físico importante. Si padece más de tres dolores de cabeza al mes, conviene consultar con el médico. Si el dolor es muy intenso, acudir a urgencias.

    5. Aumento de peso: Si has ganado peso sin causa aparente, quizá la razón sea una ralentización del metabolismo, cuando nuestro cuerpo quema menos calorías. Para combatir el metabolismo lento lo mejor es moderar la dieta y realizar, al menos, 15 minutos de ejercicio físico al día. También conviene analizar la glándula tiroides, ya que puede ser una de las causas del aumento de peso.
    6. Aumento del colesterol: Tener el colesterol por encima de los 200 mg/dl puede entrañar serios riesgos para la salud. En el caso concreto de la mujer, hay que estar especialmente alerta al aumento de colesterol en el embarazo. Además, también puede ser indicativo de ovario poliquístico.
    7. Calambres o espasmos musculares: Suele ser un síntoma indicativo de carencia de magnesio. También pueden aparecer tras realizar un sobreesfuerzo físico. Hay que consultar al médico si se presentan a menudo o persisten durante varias semanas seguidas. La dieta, en este caso, es un buen aliado para prevenir la carencia de este mineral, en concreto tomando cereales, frutos secos, arroz integral.
    8. Olvidos reiterados: El estrés suele ser una de las causas más comunes de esos pequeños olvidos, como fechas, datos o nombres. Si esos olvidos se convierten en rutinarios, conviene consultar al médico, ya que pueden desvelar un inicio de depresión e, incluso, una enfermedad neurodegenerativa.
    9. Resfriados continuos: Tener más de 4 resfriados al año, en el caso de los adultos, puede ser síntoma de defensas bajas o de alguna dolencia respiratoria. En este caso, es importante dejar de fumar, en el caso de los fumadores, y tomar el sol.
    10. Necesidad constante de orinar: Puede ser síntoma de una infección urinaria (cistitis, por ejemplo) o de una ETS, pero también puede ser una señal que nos advierte de diabetes. En ningún caso hay que dejar de hidratarse, ya que además de esta manera se ayuda al organismo a depurarse.

    También te puede interesar: Las 10 preguntas que siempre debes hacer a tu médico.

    973

    ESCRITO POR PUBLICADO EN Enfermedades frecuentesPrevenciónSalud de MujerConsejos Salud

    Navidad 2016

     
     
     
     
     
     
     
    Más populares