Navidad 2016

Ansiedad: ¿Por qué ocurre este trastorno?

Ansiedad: ¿Por qué ocurre este trastorno?

Ansiedad: ¿Por qué ocurre este trastorno? Se estima que más de un 20% de la población padece o ha padecido ansiedad, una respuesta de nuestro organismo ante una situación que no puede controlar. El problema aparece cuando la ansiedad persiste en el tiempo y se desencadena sin motivo o circunstancia aparente. ¿Cómo podemos prevenirla? Además de un síntoma, ¿es también un trastorno?

por en Enfermedades frecuentes, Estrés, Prevención, Psicología, Salud de Mujer, Ansiedad, Consejos Salud
Última actualización:

    ansiedad causas

    Ansiedad: ¿Por qué ocurre este trastorno? Aproximadamente, y según datos médicos, el 20% de la población padece o ha padecido ansiedad en algún momento de su vida. Padecer un ataque de ansiedad o de pánico en determinadas situaciones (una crisis de pareja, un problema laboral o personal) es una reacción natural de nuestro organismo ante una situación que no puede controlar. El problema surge cuando esta respuesta se agudiza y se produce sin que ningún acontecimiento o causa lo justifique.


    Todos hemos sentido ansiedad alguna vez, pero esto no significa que hayamos padecido una dolencia o trastorno que va más allá de un ataque de pánico. El aumento del estrés en las situaciones laborales y personales, las prisas, el agobio, pueden provocar un ataque de ansiedad, una respuesta que, provocada por una circunstancia o causa concreta, es una respuesta natural de nuestro organismo ante una situación que no puede controlar. El problema surge cuando esa respuesta emocional persiste en el tiempo y se produce sin que nada aparente la desencadene.

    Cuando nos topamos con una situación incontrolable, nuestro organismo se pone en marcha y activa determinados mecanismos. En líneas generales, el que se activa es el cerebro, en concreto el hipotálamo, produciendo un aumento de las cortisol y adrenalina, hormonas que tienen efectos sobre la circulación, el metabolismo y la respiración. Es la respuesta de nuestro cuerpo ante una situación exigente. Pero cuando esta respuesta se prolonga (durante más de seis meses) y aparece de manera injustificada estamos ante un trastorno de ansiedad generalizada. Sus principales síntomas son la irritabilidad, los cambios de humor, la inquietud o el nerviosismo. Síntomas que merman nuestro equilibrio emocional y físico.

    No son los únicos síntomas, ya que la ansiedad también puede llegar acompañada de insomnio, inseguridad o dificultades para concentrarse.

    Además de los cambios emocionales, también conlleva efectos físicos, como temblores, mareos, boca seca, dificultades para respirar, tensión muscular, sudoración excesiva o dolores de cabeza persistentes.


    Siguiendo las recomendaciones de la Sociedad Española para el Estudio de la Ansiedad y el Estrés, SEEAE, para prevenir la ansiedad:

    • Llevar una alimentación sana y equilibrada, evitando abusar de las bebidas estimulantes y el alcohol.
    • Sueño reparador. Dormir las horas necesarias y dedicar tiempo al ocio y al descanso.
    • Realizar ejercicio físico, esencial para nuestro bienestar.
    • La planificación nos ayudará a evitar la sensación de desorganización y de que no poder llegar a todo.
    • Evitar la indecisión a la hora de resolver problemas.
    • Mejorar nuestra autoestima, sintiéndonos satisfechos si henos tomado la decisión correcta y asumiendo el error. En otras palabras, las pérdidas pueden ser ganancias.


    Como hemos visto, la ansiedad es un trastorno, pero también puede ser síntoma de otros problemas o dolencias, como los ataques de pánico, las fobias o el estrés postraumático. El ataque de pánico es un miedo intenso que aparece en un momento determinado, aunque sin motivo, y suele llegar acompañado de taquicardias o náuseas. Por su parte, las fobias son un temor irracional a un objeto o situación determinada, por ejemplo, la fobia a los espacios abiertos, a las arañas o a los ascensores.

    760

    ESCRITO POR PUBLICADO EN Enfermedades frecuentesEstrésPrevenciónPsicologíaSalud de MujerAnsiedadConsejos Salud

    Navidad 2016

     
     
     
     
     
     
     
    Más populares