Navidad 2016

Asimetría mamaria: ¿Es normal?

Asimetría mamaria: ¿Es normal?

Asimetría mamaria: ¿Es normal? Si tenemos en cuenta, tal y como subrayan los especialistas, que ninguna persona es simétrica al cien por cien, es normal que el 95% de la población femenina presente asimetría mamaria, bien en la forma o tamaño de una mama respecto de la otra. Solo en los casos en los que genera una complicación física o afecta a la autoestima se recomienda recurrir a la intervención quirúrgica.

por en Cirugía Plastica, Ginecología, Salud de Mujer, Pecho
Última actualización:

    asimetria mamaria

    Asimetría mamaria: ¿Es normal? Tener un pecho más grande o de forma distinta al otro es algo normal, dado que de entrada ninguna persona es simétrica al cien por cien en su anatomía. El 95% de la población femenina, según datos médicos, presenta asimetría mamaria, si bien tan solo en un 10-15% de los casos es necesario recurrir a la cirugía estética para corregir esta asimetría, motivado en la mayoría de los casos por un problema de autoestima o bien porque la alteración de peso entre ambos pechos sí puede acarrear alguna complicación física.


    ¿En qué consiste la asimetría mamaria? La forma, el tamaño o la situación de una mama es distinta a la otra. La asimetría puede afectar a todo el pecho o simplemente a una zona, en concreto al pezón o la areola. Tal y como señalan los especialistas, la asimetría es bastante normal. De hecho, aparece durante la pubertad o periodo de desarrollo y, una vez en la edad adulta, esta asimetría suele ser leve y no acarrea ningún problema para el bienestar físico, aunque sí puede entrañar un problema estético o psicológico. La causa de esta alteración mamaria puede estar en que, por regla general, una mama comienza a desarrollarse antes y también crece a una velocidad mayor que la otra.

    Durante el desarrollo mamario bajo la influencia directa de los estrógenos, el cual suele prolongarse entre cinco y nueve años, es una alteración frecuente. Una vez completado el desarrollo, si la asimetría es muy evidente o genera una preocupación importante, en estos casos el tratamiento quirúrgico, en concreto, una operación de cirugía estética. Hay que tener en cuenta que hay otro tipo de alteraciones, las que afectan a la columna vertebral (escoliosis y cifosis) y al tórax (pectus excavatum y en quilla), que pueden provocar una asimetría aparente o incrementar la real.


    Para la corrección de la asimetría existen diferentes técnicas. Así, por ejemplo, si una de las mamas es más grande que la otra habrá que proceder a realizar una reducción. Si el problema es que una mama está más caída, entonces habrá que realizar una elevación del pecho, recurriendo en este caso a una prótesis. Si presenta una forma extraña, la técnica será una remodelación.

    Puede darse, tal y como señalan los expertos, que la alteración mamaria esté presente en los dos pechos. En este caso, puede ser necesario combinar la técnica de reducción de una de las mamas y aumento del volumen de la otra.

    Este tipo de operaciones requiere anestesia general y suelen durar aproximadamente entre 2 y 3 horas, dependiendo de la intervención y técnica utilizada. Asimismo, en estos casos sí es necesario el ingreso hospitalario de la paciente durante uno o dos días.

    Hay que subrayar, tal y como aconsejan los expertos, que cuando la asimetría es muy leve y no entraña ningún problema físico ni emocional, lo más aconsejable es no someterse a ninguna operación, ya que las cicatrices de la intervención pueden ser incluso más notorias que la pequeña diferencia de asimetría.

    694

    ESCRITO POR PUBLICADO EN Cirugía PlasticaGinecologíaSalud de MujerPecho

    Navidad 2016

     
     
     
     
     
     
     
    Más populares