Baños de asiento: qué son y cómo hacerlos

Baños de asiento: qué son y cómo hacerlos

Un remedio natural con plantas de efectos terapéuticos que pueden resultar muy eficaces. Descubre en qué consisten y cómo hacerlos.

    Los baños de asiento son un baño terapéutico, un remedio natural con agua y plantas de efectos medicinales. Aunque se pueden hacer al sentarse en una bañera con un poco de agua (solo cubriendo las caderas y nalgas), es más fácil utilizar un recipiente de plástico que se puede llenar con agua y colocar encima del inodoro. Los baños de asiento, entre sus efectos beneficiosos, activan la circulación de la zona inferior del abdomen, lo que repercute en órganos como la vejiga, el intestino grueso o los órganos genitales. De ahí que estén recomendados como un remedio eficaz para combatir el malestar que provocan trastornos como las hemorroides, fisuras anales, fístulas o tras una episiotomía. También son aconsejables en caso de infecciones urinarias (en especial la cistitis), trastornos ginecológicos y menstruaciones dolorosas.

    Los baños de asiento se pueden tomar con agua fría, tibia o caliente, en función del trastorno que queramos aliviar. La duración de un baño será de tres minutos si lo hacemos con agua fría y de 10 si el agua es caliente o tibia. Se pueden tomar entre 1 y 3 baños de asiento al día.

    Para preparar este baño curativo añadimos un manojo de salvia fresca, uno de lavanda y uno de tomillo en 5 litros de agua hirviendo. Retirar del fuego y dejar enfriar. Filtrar y volver a calentar la mezcla para el baño de asiento.

    Para las infecciones por hongos también es aconsejable un baño de agua tibia con vinagre de manzana.

    Para preparar este baño se mezclan 100 gramos de bardana y 100 de milenrama en 5 litros de agua, y se deja reposar durante 12 horas. Transcurrido este tiempo se filtra la mezcla y se calienta el líquido para tomar el baño de asiento.

    En este caso, añadimos a 2 litros de agua ciprés, llantén y nogal, y dejamos hervir durante 5 minutos. Retiramos y esperamos hasta que el agua esté tibia y entonces realizamos el baño de asiento durante 10 minutos. Otra alternativa es mezclar manzanilla, hamamelis y madreselva (4 cucharadas de cada planta) en la misma cantidad de agua.

    Añadimos 100 gramos de malva y 100 de caléndula en 2 litros de agua hirviendo. Retirar y dejar enfriar. Filtrar y volver a calentar un poco para tomar el baño de asiento.

    También te puede interesar: 10 remedios naturales para purificar el intestino y descubre las 20 plantas que mejoran la salud.

    561

    ESCRITO POR PUBLICADO EN PrevenciónRemedios caserosSalud de MujerConsejos Salud
     
     
     
     
     
     
     
    Más populares