Navidad 2016

Big Mac: ¿qué contiene realmente?

Big Mac: ¿qué contiene realmente?

Big Mac: ¿qué contiene realmente? ¿Sabías que debajo del pan de la famosa hamburguesa hay una lista de más de 70 ingredientes? Y no todos son tan saludables como pueden parecer a simple vista.

por en Alimentación, Prevención, Salud de Mujer, alimentación sana, Consejos Salud
Última actualización:

    big mac hamburguesa

    ¿Te has preguntado alguna vez que contiene realmente un Big Mac? Una famosa hamburguesa, un plato rápido detrás de cuya presentación puede haber algo más que pan de semillas de sésamo, queso y carne de vacuno. Vamos a desmenuzar un Big Mac para descubrir que hay debajo del pan.


    ¿Cuáles son los ingredientes del Big Mac? Pan de semilla de sésamo, queso, hamburguesa de carne de vacuno, pepinillos, cebolla, lechuga, y todo ello aderezado con una salsa especial. ¿Esto realmente es así o es lo que nos han contado? Vamos a ver qué hay realmente debajo del pan de esta conocida hamburguesa, la Big Mac, y a buen seguro que la próxima vez que la pidas lo harás sabiendo qué es lo que realmente vas a comer. De hecho, una inspección en Estados Unidos de las webs de la firma McDonald desveló que la lista de ingredientes de esta hamburguesa es mucho más amplia, hasta 70 ingredientes, muchos de los cuales no son tan saludables como pensamos.

    La comida rápida no cuenta precisamente con la etiqueta de saludable, aunque parte de sus ingredientes se hagan pasar por tales. Es el caso de esta popular hamburguesa, cuyos componentes deberían hacernos reflexionar si lo que estamos comiendo es saludable o no.


    Sus ingredientes, entre otros, son harina enriquecida (harina de cebada malteada, harina de trigo blanqueada, niacina, mononitrato de tiamina, hierro, riboflavina, ácido fólico), jarabe de maíz (con fructosa o azúcar), agua, levadura, aceite (generalmente de soja), sal, sulfato de calcio, carbonato de calcio, cloruro de amonio, sulfato de amonio, lecitina de soja, semillas de sésamo, aditivos y conservantes (ácido sórbico, propionato de sodio o de calcio). Sin duda la lista de ingredientes para hacer el pan es larga, muy lejos de los cuatro alimentos básicos que, hasta ahora, pensábamos que eran suficientes (agua, harina, sal y levadura). Y, entre ellos, ingredientes como el jarabe de maíz o la fructosa, considerados dos enemigos de la salud que desequilibran la dieta y nos hacen más vulnerables a padecer problemas de sobrepeso u obesidad. ¿Por qué se utilizan entonces? Porque son adictivos y eso hará que queramos comer más.


    En la lista de ingredientes del queso encontramos: leche, agua, citrato de sodio, sal, fosfato de sodio, ácido sórbico (conservante), ácido láctico, ácido acético, pirofosfato de sodio y lecitina de soja. Aunque algunos ingredientes sí son reconocibles al primer vistazo, hay otros muchos que nos pueden hacer dudar.



    Más larga aún es la lista de ingredientes de la salsa de esta famosa hamburguesa: Entre los más de 30 desvelados encontramos: aceite de soja, vinagre destilado, huevo, agua, jarabe de maíz, semillas de mostaza, cebolla en polvo, sal, especias, ajo en polvo, conservantes, proteínas vegetales (soja, trigo, maíz hidrolizado), lecitina de soja, cúrcuma (colorante) y potenciadores del sabor.


    ¿100% hamburguesa de vacuno? Es lo que indica su etiqueta, pero en ésta no se incluyen los productos químicos utilizado en su procesamiento. Nosotros decidimos si nos fiamos.


    No son unos simples pepinillos. De hecho, contienen pepino, agua, vinagre, sal, cloruro de calcio, conservantes, potenciaros del sabor y del color (extractos de cúrcuma). Esto nos hace pensar que un pepinillo, un aliento más simple, puede convertirse en algo no tan saludable para nuestro organismo.


    Esto sí, es lechuga y cebolla, sin aditivos ni trucos. La comida rápida es una alternativa a la que solo debemos recurrir en ocasiones, ya que abusar de este tipo de alimentos puede ser contraproducente para la salud. Seguir una dieta sana, variada y equilibrada, evitando en la medida de lo posible el mayor número de productos químicos, es la mejor inversión en salud. Si últimamente has abusado de la comida rápida, es hora de empezar a comer bien.

    También te puede interesar: Los 10 alimentos que todos consideran sanos y en realidad no lo son.

    917

    ESCRITO POR PUBLICADO EN AlimentaciónPrevenciónSalud de Mujeralimentación sanaConsejos Salud

    Navidad 2016

     
     
     
     
     
     
     
    Más populares