Cuesta de enero: Sobrevive a la depresión post Navidad

Cuesta de enero 2013: Sobrevive a la depresión post Navidad. Si se han terminado las Navidades sin que te des cuenta después de todo lo que has organizado, piensa que lo mejor está por venir.

por , il

    Depresión post Navidad

    Cuesta de enero 2013: Sobrevive a la depresión post Navidad. Antes de que lleguen las fiestas de Navidad, cuando normalmente las familias se unen para comer o cenar juntos, hacemos todo tipo de preparativos para que todo salga perfecto; decoramos la casa con adornos, ponemos el árbol de Navidad, y configuramos el menú con varios platos exquisitos, pero de lo que no nos damos cuenta, es de estas fiestas tan sólo duran unos días, y que después hay que volver a la dura rutina de siempre, algo que a muchas personas les afecta demasiado, llegando incluso a caer en la llamada depresión post Navidad.

    Normalmente durante las fiestas Navideñas la mayoría de la gente se toma unas pequeñas vacaciones para disfrutar junto a sus seres queridos de la llegada del nuevo año, donde comemos cosas especiales, hacemos regalos y lo pasamos en grande; pero llega un momento en el que hay que volver a la realidad, una realidad que puede afectarnos demasiado.

    A nadie le gusta regresar de las vacaciones, sobre todo si durante esos días libres hemos gastado demasiado, hemos comido estupendamente y nos hemos reunido con los nuestros, por eso cuando llega el momento de desmontar el árbol y recoger el nacimiento nos suele entrar un bajón, que si no lo controlamos puede ir a peor.

    Lo que debemos pensar es que ha comenzado un nuevo año, es decir, podemos proponernos corregir los errores que hemos estado cometiendo el anterior, comenzar nuevos proyectos, o inventarnos nuevas aspiraciones, el Año Nuevo es una excusa perfecta para hacerlo.

    Te proponemos algunas ideas para que no te obsesiones con la vuelta al trabajo:

    • Es muy típico, pero puedes apuntarte a un gimnasio, o si no te lo puedes permitir, prueba con una tabla de ejercicios para hacer en casa, perderás esos kilos de las Navidades, y desconectarás durante unas horas de la rutina.
    • Enamórate. Si no tienes pareja prueba a abrirte un poco más al amor, y si ya la tienes, intenta sorprenderle de vez en cuando con planes originales, o si no lo haces normalmente, recuérdale cuánto le quieres más a menudo.
    • Apúntate a alguna actividad que siempre hayas querido hacer pero nunca te has atrevido por falta de tiempo o cualquier otra causa. Si no llegas a fin de mes, busca en Internet alguna manualidad para hacer en casa y despeja tu mente mientras estás ocupado.

    Estas son tan sólo algunas ideas para sobrevivir a la vuelta de las vacaciones, pero seguro que a ti se te ocurren muchas más. Recuerda que lo más importante es seguir los consejos para prevenir la depresión, una enfermedad mucho más grave que la rutina.

    Viajes y vacaciones