Navidad 2016

Cuidados después de Navidad: ¡Embellece tu piel!

Cuidados después de Navidad: ¡Embellece tu piel!

Cuidados después de Navidad: ¡Embellece tu piel! Los excesos navideños no solo pasan factura a nuestra figura, con algunos kilos de más tras caer en la tentación de los caprichos gastronómicos, sino también a nuestra piel. De la misma manera que es aconsejable depurar, a través de la dieta, nuestra organismo de toxinas, debemos ayudar a nuestra piel a recuperarse de los excesos, con la alimentación como herramienta esencial.

por en Alimentación, Piel, Prevención, Salud de Mujer, Consejos, Piel Sensible
Última actualización:

    cuidados piel alimentacion

    Cuidados después de Navidad: ¡Embellece tu piel! Los excesos en las comidas y cenas navideñas, el estrés que a veces acompaña a estas fiestas, el cambio en los hábitos de sueño y, sobre todo, de alimentación pueden pasar factura con la llegada del nuevo año no solo a nuestra figura, con algún kilo de más, sino también a nuestra piel. La alimentación, rica en vitaminas y equilibrada, será esencial para que nuestra piel recupere los nutrientes necesarios para volver a lucir sana.


    De la misma manera que, después de los excesos y caprichos gastronómicos de estos días, es aconsejable depurar nuestro organismo y seguir durante unos días una dieta para liberar toxinas (a base de frutas y verduras, fundamentalmente), también debemos prestar especial atención a nuestra piel, un termómetro de todos los excesos cometidos en la mesa (comida, bebidas alcohólicas, exceso de cafeína), la falta de sueño o el cambio de horarios. Prestarle atención será uno de nuestros propósitos saludables de año nuevo.

    Durante las fiestas navideñas la alimentación se vuelve más rica en grasas, azúcares y sal (por la propia preparación de la mayoría de los platos), al tiempo que tendemos a comer más de lo que solemos hacerlo. Esto puede provocar que en nuestra piel aparezcan granos y puntos negros, signo de que no estamos comiendo todo lo saludable que debiéramos (por ejemplo, demasiados dulces y poca fruta). Y es que precisamente la alimentación será esencial para que nuestra piel se recupere de los excesos. Para ello, nada más aconsejable que reportar vitaminas y minerales a nuestra piel.

    Vitaminas como la C y la E ayudan a mejorar la textura de la piel y a la reparación de los tejidos tras un tratamiento exfoliante. Hay que recordar que los alimentos ricos en antioxidantes no solo contribuyen al cuidado de nuestra piel, sino que nos ayudan a prevenir el envejecimiento y otros problemas de la piel como celulitis, estrías o aparición de manchas.

    Si optamos por una dieta para liberar toxinas de nuestro organismo, al ser bajas en calorías, también te ayudarán a reducir los kilos de más, la sensación de hinchazón, y potenciar, al mismo tiempo, la recuperación de nuestra piel. No hay que olvidar que la hidratación es esencial, por lo que debemos beber abundante líquido (agua).

    Para que nuestra piel recupere su brillo, las infusiones también son un buenas aliadas y, en concreto, el denominado té blanco, una variedad rica en compuestos que ayudan a prevenir el envejecimiento y con menor contenido en sustancias estimulantes.

    Además de cuidar nuestra alimentación, también es importante el ejercicio físico para mantener nuestra piel en forma, al liberar toxinas con la práctica de actividades que pueden ir desde nadar hasta dar paseos.

    643

    ESCRITO POR PUBLICADO EN AlimentaciónPielPrevenciónSalud de MujerConsejosPiel Sensible

    Navidad 2016

     
     
     
     
     
     
     
    Más populares