Navidad 2016

Dolor en el brazo izquierdo: ¿Cómo saber si es un infarto?

Dolor en el brazo izquierdo: ¿Cómo saber si es un infarto?

Dolor en el brazo izquierdo: ¿cómo saber si es un infarto? Tendemos a relacionar directamente esta molestia con un problema de corazón, pero no siempre es la respuesta.

por en Enfermedades frecuentes, Prevención, Salud de Mujer, Consejos Salud
Última actualización:

    dolor brazo izquierdo

    ¿Has notado un dolor en el brazo izquierdo? Sin duda, el primer pensamiento será de preocupación, porque ¿cómo saber si es un infarto? Vamos a ver algunas cuestiones para resolver dudas y, sobre todo, para no preocuparnos antes de tiempo.


    El dolor en el brazo izquierdo, una molestia que se irradia al hombro, puede ser motivo de preocupación, ya que es uno de los síntomas que puede desvelar la presencia de un ataque al corazón. No siempre es el caso, y esto es importante reseñarlo, por lo que si notamos esta molestia en el brazo, antes de que la ansiedad no bloquee, es mejor acudir al médico para confirmar o descartar el diagnóstico. A menudo, este síntoma se acompaña de una sensación de hormigueo en las manos. Pero, como hemos señalado, el dolor en el brazo izquierdo no siempre está relacionado con el corazón, y puede, por ejemplo, tener relación con el cuello. Si la molestia no desaparece, es mejor buscar atención médica.


    Los síntomas de un infarto a menudo no son únicos. De hecho, el dolor en el brazo como única molestia no es suficiente para decir que estamos ante esta situación, sino que deben aparecer algunos síntomas. Eso incluye, en primer lugar, un dolor en el pecho que, desde el principio, es intensa, de larga duración. La persona que sufre un ataque al corazón siente una sensación de opresión, incluso de pesadez, en el pecho y, a veces, una sensación de ardor en el pecho.

    También pueden producirse náuseas y vómitos, dificultades para respirar y sensación de inquietud. A esto hay que sumarle un sudor frío y dificultades para detectar el pulso en la muñeca.

    El dolor también puede irradiarse a otras zonas corporales, desde el centro del pecho hasta el cuello y la barbilla.

    Puede afectar incluso a los dos brazos, o solo a una extremidad.


    El dolor en el brazo izquierdo, como hemos apuntado antes, también puede indicar un problema en el cuello. En este caso, aunque el dolor no impide realizar actividades cotidianas, sí provoca una sensación de rigidez. Entre otros síntomas, también puede haber mareos y náuseas. En este caso puede tratarse de un problema de la columna.


    En ocasiones, el dolor puede ser generalizado y no aliviarse ni siquiera con los fármacos. Esto puede ir acompañado de una pérdida de sensibilidad, tanto en los bíceps, antebrazo como codo. Esto podría deberse a lo que se denomina neuropatía, una inflamación de los nervios desde el cuello hasta el brazo. Conviene consultar al médico ya el origen del problema puede estar en las raíces de los nervios de la médula espinal.

    Tal y como hemos visto, el dolor en el hombro puede tener diferentes causas, por lo que ante la duda lo mejor es consultar al médico, tanto para confirmar el origen del problema como para aplicar el tratamiento más adecuado. También te puede interesar: ¿Nos afecta igual el infarto a hombres y mujeres? y los remedios naturales para cuidar el corazón.

    721

    ESCRITO POR PUBLICADO EN Enfermedades frecuentesPrevenciónSalud de MujerConsejos Salud

    Navidad 2016

     
     
     
     
     
     
     
    Más populares