Donación de médula: Solo 1 de cada 4 tiene un familiar compatible

La donación de médula adquiere aún mayor valor si tenemos en cuenta las dificultades para encontrar un donante compatible.

por , il

    Donación de médula: Solo 1 de cada 4 tiene un familiar compatible

    La donación de médula es un procedimiento sencillo e indoloro que ayuda a salvar vidas. El trasplante de médula ósea o trasplante de células progenitoras de la sangre es para muchos pacientes la única opción para plantar cara a esta enfermedad de la sangre. La médula ósea es el tejido esponjoso del interior de los huesos, donde se produce la sangre que contiene las células madre.

    No es fácil encontrar un donante de médula compatible. Contrariamente a lo que se piensa, los familiares más directos (en especial los hermanos) no siempre son compatibles con el paciente. De hecho, solo uno de cada 4 pacientes diagnosticados tiene la posibilidad de recurrir a un familiar para recibir un trasplante de médula ósea. De ahí la necesidad de concienciar a la población de la importancia de ser donante de médula.

    Donación de médula ósea, ¿para qué sirve?

    Leucemia, linfomas o problemas de insuficiencia medular (aplasia medular o talasemia) son algunas de las enfermedades que requieren, como mejor opción terapéutica para su tratamiento, una donación de médula ósea. Estamos ante graves trastornos de la salud, enfermedades de la sangre que provocan que las células madre dejen de fabricar glóbulos rojos y blancos. En el primer caso, se reducen los niveles de oxígeno y, en el segundo, las defensas y las plaquetas, conllevando riesgos de infecciones y hemorragias.

    Por su parte, en el caso de la leucemia, los pacientes también pueden requerir tratamiento con quimioterapia para combatir las células malignas que producen las células madre de nuestra médula ósea. Si el trasplante inicial no funciona, es decir, cuando se producen recaídas, la única opción que se presenta es el trasplante de médula ósea.

    Probabilidad de encontrar un donante compatible

    La probabilidad de encontrar un donante de médula ósea aumenta gracias a la solidaridad de las donaciones. La donación de médula ósea se basa en la extracción de tejido que se localiza en el interior de los huesos, en el cráneo, esternón, vértebras, costillas y pelvis.

    Según los datos aportados por la Fundación Josep Carreras, actualmente se tarda una media de 4 meses en encontrar un donante compatible con el paciente, ya que, como hemos señalado, los familiares no son siempre la mejor opción. De hecho, sólo en el 25% de los casos el donante es un hermano o familiar directo. Actualmente, en España contamos con el Registro de Donantes de Médula Ósea, directamente conectado con la Red Mundial de Donantes de Médula.

    Donante de médula ósea requisitos

    Para ser donante de médula ósea, además de gozar de buena salud, hay que cumplir otros requisitos:

    • Tener entre 18 y 55 años.
    • En cada comunidad autónoma, los donantes encontrarán un centro de referencia al que acudir para que le sea extraída una muestra de sangre. Una vez analizada, será incluida en el registro nacional.
    • En el caso de que reciba una llamada, por compatibilidad con un paciente, será cuando se proceda a la extracción de la médula, siguiendo, en la mayoría de los casos, el procedimiento por aféresis, el cual no requiere anestesia, es indoloro y solo dura unas pocas horas.
    • También se puede recurrir a la punción en la cadera para la extracción de células madre. En este caso sí se requiere anestesia, aunque en la mayoría de los casos se recibe el alta al día siguiente.

    También te puede interesar: Donantes de sangre: Quién puede serlo y cuándo y todo sobre las células madre: El secreto de la lucha contra el envejecimiento.

    Viajes y vacaciones