Navidad 2016

El papel de los suplementos vitamínicos: Una ayuda indispensable para nuestra salud

El papel de los suplementos vitamínicos: Una ayuda indispensable para nuestra salud

¿Cuándo tomar suplementos vitamínicos? Un aliado de la salud para tratar carencias nutricionales, y también para prevenirlas.

por en Nutrición, Prevención, Salud de Mujer, Consejos Salud
Última actualización:
    El papel de los suplementos vitamínicos: Una ayuda indispensable para nuestra salud

    Aunque hasta no hace mucho el papel de los suplementos vitamínicos se había limitado a los momentos puntuales de carencias nutricionales, lo cierto es que también parecen estar llamados a desempeñar una función preventiva no menos importante. La mayor concienciación por cuidar la salud ha llevado a prestar de nuevo atención a los suplementos, los cuales pueden ser una ayuda esencial para mejor nuestro bienestar y estado psicofísico. Eso sí, es muy importante subrayar que los suplementos vitamínicos no deben ser sustitutos, en ningún caso, de los alimentos. Es decir, pueden complementar la dieta equilibrada pero no sustituir alimentos que aportan nutrientes esenciales, como las vitaminas por ejemplo.

    Actualmente podemos encontrar suplementos vitamínicos de muchos tipos. Algunos expertos apuntan que lo más aconsejable es tomar las vitaminas directamente de los alimentos, pero otros también señalan que en determinadas etapas (embarazado, cansancio, estrés…) es aconsejable complementar la dieta con algunos de estos suplementos.

    Los suplementos multivitaminas o polivitamínicos están recomendados en momentos de fatiga física o de mucha actividad. Por su parte, los suplementos del grupo B son ricos en vitaminas de este grupo.

    Los suplementos de una sola vitamina deben ser prescritos por un médico una vez se constate la carencia nutricional de esa vitamina en concreto.

    Los suplementos vitamínicos están regulados por la Directiva Europea 2002/46/CE, garantizando un alto nivel de protección en toda la Unión Europea. Gracias a esta legislación los suplementos no pueden ser comercializados a menos que cumplan ciertas características fisiológicas y nutricionales que hayan sido probadas científicamente. La selección de los suplementos está bajo el estricto control de las autoridades sanitarias competentes, estando las empresas obligadas a presentar los productos para un análisis preciso. En cuanto a las etiquetas, deben informar del tipo de suplemento, las concentraciones de las sustancias contenidas en él, cómo tomarlo y cuáles son sus funciones, a fin de garantizar la máxima transparencia e información al consumidor.

    También te puede interesar: Dislipidemia y alimentación correcta: La importancia de los suplementos y descubre qué aportan los suplementos de selenio a la dieta.

    471

    ESCRITO POR PUBLICADO EN NutriciónPrevenciónSalud de MujerConsejos Salud

    Navidad 2016

     
     
     
     
     
     
     
    Más populares