Navidad 2016

Glándulas paratiroides: ¿Qué son y qué síntomas producen?

Glándulas paratiroides: ¿Qué son y qué síntomas producen?

Glándulas paratiroides: ¿Qué son y qué síntomas producen? Reciben su nombre del lugar del cuerpo en el que se localizan, en el cuello, si bien son responsables directas de los niveles de calcio en sangre. Niveles que, entre otros, influyen directamente en la salud de nuestros huesos. Un déficit o exceso de la hormona que producen puede conllevar serios problemas de salud.

por en Enfermedades frecuentes, Prevención, Salud de Mujer, Consejos Salud, Hormonas, Sangre
Última actualización:

    glandulas paratiroides

    Glándulas paratiroides: ¿Qué son y qué síntomas producen? Las glándulas paratiroides reciben este nombre del lugar en el que se localizan (en el cuello), detrás de la glándula tiroides, y son las responsables de la formación de una hormona denominada parathormona (PTH), encargada a su vez de regular los niveles de calcio en la sangre. Los trastornos de salud pueden producirse tanto por déficit como por exceso de esta hormona (hipoparatiroidismo o hiperparatiroidismo). Los síntomas varían en función de la causa.


    La salud de nuestros huesos es una de las primeras, pero la única, que puede verse afectada por un problema de las glándulas paratiroides. La explicación médica la encontramos en la cantidad de calcio en la sangre, cuya responsabilidad recae directamente en la hormona que forman las paratiroides, la denominada paratiroidea o parathormona (PTH). Los niveles de calcio son importantes no solo para nuestros huesos, también para las células nerviosas y musculares y para la coagulación de la sangre.

    Cuando los niveles de calcio disminuyen, las glándulas paratiroides segregan una mayor cantidad de esta hormona que provoca que el calcio depositado en los huesos pase al torrente sanguíneo. Esto evita que se elimine por la orina y, al tiempo, favorece la formación de vitamina D por parte de los riñones.

    Cuando presentamos un déficit o carencia de esta hormona estamos ante lo que se denomina hipoparatiroidismo. Por su parte, el exceso se denomina hiperparatiroidismo.



    La carencia de esta hormona puede deberse a la eliminación involuntaria de algunas de las 4 paratiroides que tenemos detrás de la glándula paratiroide (de la que toman el nombre) al realizar una extirpación o intervención quirúrgica de ésta, o bien a una infección, defensas anómalas o la aparición de tumores. Médicos y especialistas también apuntan a la carencia de magnesio como una de las causas que interfieren en el correcto funcionamiento de la parathormona o a una alteración de un gen (en este caso se manifiesta desde el nacimiento).

    Por su parte, en los casos de exceso de esta hormona las causas suelen deberse a la aparición de un adenoma o tumor benigno o a un problema de insuficiencia renal crónica. El adenoma provoca que las células del tumor segreguen más cantidad de PTH provocando un aumento directo de la cantidad de calcio en la sangre.


    Tal y como hemos señalado los síntomas varían en función de si el problema reside en un déficit o en un exceso de la hormona parathormona. Así, el hipoparatiroidismo puede provocar, entre sus síntomas, convulsiones, irritabilidad, ansiedad, contracciones musculares, calambres y hormigueo alrededor de la boca, manos o pies.

    Por su parte, en el caso de hiperparatiroidismo los síntomas más frecuentes suelen ser hormigueos, cansancio físico y mental, confusión, desorientación, hipertensión arterial, calcificación de arterias, arritmias, aumento del volumen de orina, sensación continua de sed, aparición de cálculos urinarios, pérdida de peso, vómitos, dolor abdominal, estreñimiento y anorexia.

    Asimismo, al ser los huesos los más afectados por el metabolismo del calcio, esto también puede provocar dolores y mayores riesgos de sufrir fracturas.

    752

    ESCRITO POR PUBLICADO EN Enfermedades frecuentesPrevenciónSalud de MujerConsejos SaludHormonasSangre

    Navidad 2016

     
     
     
     
     
     
     
    Más populares