Navidad 2016

Hierro alto en sangre: Síntomas y tratamiento para la ferritina elevada

Hierro alto en sangre: Síntomas y tratamiento para la ferritina elevada

Exceso de hierro: Dieta, síntomas y consecuencias. De igual manera que la carencia o déficit de hierro (anemia) puede poner en riesgo nuestro salud, el exceso del que está considerado un mineral esencial tampoco es bueno. ¿Cómo se produce?, ¿cuáles son sus causas?, ¿cómo se puede prevenir? Son algunas de las preguntas a las que vamos a tratar de dar respuesta para conocer un poco mejor y detectar a tiempo un problema como el exceso de hierro.

por en Alimentación, Enfermedades frecuentes, Prevención, Salud de Mujer, alimentación sana, Consejos Salud
Última actualización:

    exceso hierro

    Exceso de hierro: Dieta, síntomas y consecuencias del Hierro alto en sangre. El hierro es un mineral esencial para nuestro organismo, pero de igual manera que el déficit o carencia puede ser un problema para la salud –anemia, por ejemplo-, también lo es su contrario, es decir, el exceso de hierro en sangre. La fatiga, continuada y sin motivo aparente, es uno de sus síntomas más característicos, aunque no el único. Conocer en qué consiste esta anomalía de nuestro organismo nos ayudará a identificar las causas para tratar el problema lo antes posible. Un problema en el que, como veremos, la alimentación también juega un papel fundamental.


    El exceso de hierro, al igual que su carencia, no es bueno, por lo que no deben subestimarse sus síntomas. ¿Puede tener consecuencias para nuestra salud? La respuesta es que sí. De hecho, conocemos la situación opuesta, es decir la falta de hierro en sangre (anemia), pero cuando se trata del exceso de este mineral no solemos prestarle la misma atención. Una anomalía frente a la que se pueden adoptar una serie de medidas, incluida la elección de la dieta más adecuada. El hierro alto en sangre en el embarazo no es frecuente, por lo que si es tu caso, cuidado con lo que comes.


    Un punto en común con el déficit o carencia de hierro es que comparten uno de sus síntomas más característicos, la fatiga, la cual se puede definir como persistente y anormal. No obstante, el exceso de hierro puede producir otras alteraciones, tales como dolores de cabeza, mareos, calambres, pérdida de peso, dolor de articulaciones, irritabilidad y cambios de humor.



    La presencia de un exceso de hierro en el cuerpo puede ser el resultado de varios factores, tanto hereditarios como alimenticios. De hecho, una dieta rica en alimentos con un elevado contenido de hierro fácilmente absorbible, como la carne roja, puede ser considerada un factor de riesgo importante.

    Por su parte, la hemocromatosis es una enfermedad que suele ser hereditaria, caracterizada precisamente por la acumulación de un exceso de hierro en los tejidos a causa de un defecto en los mecanismos de regulación del metabolismo de los minerales.

    La acumulación progresiva y excesiva de hierro en los tejidos, con el paso del tiempo, puede dañar la funcionalidad de muchos órganos, desde el hígado al sistema circulatorio, provocando la aparición de diferentes patologías, tales como problemas de corazón, cirrosis hepática, problemas de fertilidad, artritis y osteoporosis. Es esencial, por tanto, diagnosticar y tomar las medidas necesarias siguiendo los consejos del médico.


    Para contrarrestar el exceso de hierro en la dieta, es esencial optar por los alimentos y sustancias que, entre sus propiedades, incluyen la de reducir la cantidad de hierro absorbido y limitar los alimentos ricos en este mineral, como la carne roja. Entre los aliados, el calcio, un mineral esencial que inhibe la absorción de hierro y que se encuentra en un buen número de alimentos, tales como leche, yogur, queso, sardinas, brócoli y almendras; oxalatos (espinacas, col verde, remolacha, frutos secos, té, salvado, fresas); los polifenoles, presentes en el café y en el cacao. Y un alimento a tener en cuenta, el huevo, rico en proteínas de alto valor biológico y apreciado por su contenido es fosvitina que ayuda a reducir la absorción de hierro. Recuerda, evita en la medida de lo posible los alimentos ricos en hierro.

    787

    ESCRITO POR PUBLICADO EN AlimentaciónEnfermedades frecuentesPrevenciónSalud de Mujeralimentación sanaConsejos Salud

    Navidad 2016

     
     
     
     
     
     
     
    Más populares